El Ibex 35 mantiene los descensos por encima del 1%, aunque reduce la caída, consiguiendo recuperar los 9.500 puntos que ha llegado a perder durante algún momento de la mañana. Con la atención puesta en la incertidumbre política de Alemania, donde se podría romper la coalición de gobierno, el resto de principales bolsas europeas también retroceden. Los futuros de Wall Street, que anticipan una apertura a la baja, tampoco ayudan a la renta variable del Viejo Continente.

Panel del Ibex 35 en el Palacio de la Bolsa de Madrid

El IBEX 35 baja un 1,04% en la media sesión, hasta los 9.522,3 puntos. Dentro del selectivo, la mayor subida es la de DIA, que repunta un 3,21%, tras ser el peor valor del selectivo español en el primer semestre del año, al registrar un descenso en torno al 40%.

A continuación se sitúa CIE Automotive que rebota hoy con un avance del 1,34%. Hasta hoy, y desde que el pasado 18 de junio saltó al selectivo español, la compañía de componentes de automoción se dejaba un 17% de su valor en el mercado. La tercera mayor subida es la de Endesa, que repunta un 0,93%.

Por el contrario, el mayor descenso del Ibex 35 es el de Arcelormittal, que retrocede un 2,85%, seguido de BBVA y Banco Sabadell, que se dejan un 2,19% y un 2,16%, respectivamente.

Todos los bancos del Ibex 35 registran descensos. Así, CaixaBank baja un 2,10%; Santander, un 1,02%; Bankia, un 1,31%; y Bankinter, un 0,96%.

En el Mercado Continuo, la mayor subida es la de Oryzon, que repunta un 3,63%, mientras que el mayor descenso es el de Duro Felguera, que se deja un 5,74%.

La prima de riesgo de España baja hasta los 100,90 puntos básicos, al tiempo que el interés del bono español a 10 años retrocede al 1,315%.

Hoy se ha conocido que el crecimiento de la actividad manufacturera española fue estable en junio respecto al mes anterior, acabando con un descenso de tres meses que ha reflejado una ralentización de la economía tras años de fuerte expansión.

En concreto, el índice PMI manufacturero de España se mantuvo en los 53,4 puntos en junio. A pesar de que la lectura estuvo por debajo de la previsión de 53,7 del mercado, continuó con una racha de casi cinco años por encima de los 50 puntos, lectura que delimita el crecimiento y la contracción.

Por otro lado, según el mismo indicador, el sector manufacturero de la eurozona se ralentizó de nuevo a finales del segundo trimestre, registrando 54,9 puntos en junio, desde los 55,5 de mayo, alcanzando así su nivel mínimo en los últimos 18 meses.

Los índices europeos, incluido el Ibex 35, pendientes de Alemania

En la media sesión, las principales bolsas europeas mantienen los descensos. Fráncfort retrocede un 0,56%; París, un 1,11%; Londres, un 0,97% y Milán, u 1,30%. El Euro Stoxx 50 baja un 1,10%.

Las principales plazas del Viejo continente retroceden igual que el Ibex 35, recogiendo el incremento de tensiones políticas en Alemania tras la dimisión de su ministro del Interior por discrepancias con Merkel respecto al acuerdo alcanzado con Europa en materia de inmigración. Hoy podrían reunirse CDU y CSU para buscar una solución a la crisis política.

El ministro de Interior alemán, Horst Seehofer, dijo el domingo por la noche que estaba listo para dimitir como ministro y como líder del partido Unión Social Cristiana (CSU, por su sigla en inglés), en una reunión en la que los líderes de la formación debatían sobre si aceptar las propuestas sobre inmigración que Merkel trajo de Bruselas la semana pasada.

El movimiento hace más incierto el futuro del Ejecutivo de Merkel, ya que su formación democristiana CDU depende de los conservadores bávaros de la CSU para mantener el poder con una coalición formada hace tres meses para cerrar el vacío político tras las elecciones.

La prima de riesgo de España, en los 100 puntos básicos

Merkel perdió votos frente a la extrema derecha en los comicios de septiembre y se ha visto forzada a buscar ayuda en sus socios de la UE para resolver una disputa sobre cómo lidiar con los inmigrantes que intentan llegar a su país.

“Creemos que al final se antepondrán los intereses de estado a los partidistas, pero tratar de adivinar sobre política es muy arriesgado, casi absurdo. Sin embargo, si esto sigue evolucionando así las bolsas podrían liberarse de esta carga a lo largo de esta semana”, apuntan los analistas de Bankinter.

Estos mismos expertos consideran que “lo determinante para las bolsas es que los obstáculos que las bloquean se aparten un poco. Con que no recibamos más malas noticias, basta. Por eso el viernes pasado bastó un inconcreto acuerdo europeo sobre inmigración para que la presión percibida sobre el Gobierno Alemán se aliviase y las bolsas rebotaran. Con los frentes abiertos (petróleo, política europea y proteccionismo) la ausencia de más malas noticias es por sí misma una buena noticia”.

En la media sesión, el euro retrocede frente al dólar y se intercambia a 1,164 billetes verdes.

Los futuros de Wall Street bajan: se intensifan las tensiones comerciales

En materia comercial, se intensifican las tensiones. Ayer domingo 1 de julio entraron en vigor los aranceles anunciados por Canadá a importaciones procedentes de Estados Unidos como represalia a los aranceles sobre acero y aluminio canadienses. Y este viernes 6 de julio entrarán en vigor los aranceles sobre importaciones de Estados Unidos y China (en ambas direcciones) por valor de 34.000 millones de dólares. Por su parte, Europa amenaza con aranceles por importe de 300.000 millones de dólares a Estados Unidos en respuesta a las tarifas impuestas por el presidente estadounidense, Donald Trump, a autos europeos.

En la media sesión europea, los futuros de Wall Street anticipan una apertura a la baja. Los futuros del Dow Jones bajan un 0,66%; los del S&P  500, un 0,60% y los del Nasdaq, un 0,74%.

El presidente de EEUU, Donald Trump, ha tuiteado que ha pedido al rey Salman de Arabia Saudita incrementar significativamente su producción de crudo, “quizás en 2 millones de barriles” al día, para contrarrestar el descenso de la producción de Irán y Venezuela, indicando que los precios están muy altos.

Finalmente, la Casa Blanca emitió posteriormente un comunicado señalando que Arabia Saudita había indicado que tiene una capacidad de producción libre de 2 millones de barriles diarios, la cual utilizará, en su caso y cuando sea necesario, de forma prudente para asegurar la estabilidad y equilibrio del mercado, y en coordinación con sus socios productores, para responder a cualquier eventualidad.

Mientras, Irán ha pedido al resto de miembros de la OPEP que se abstengan de cualquier medida unilateral, advirtiendo de que ello minará la unidad del cártel y que cualquier incremento de la producción por encima de los compromisos acordados en la OPEP constituiría un incumplimiento del acuerdo.

Con todo, los precios del petróleo bajan. El Brent de referencia en Europa lo hace un 0,88%, hasta los 78,53 dólares por barril; mientras que el West Texas estadounidense baja un 0,58%, hasta los 73,72 dólares por barril.