El G-7 anunció que las autoridades de Estados Unidos, el Reino Unido y Canadá y el Banco Central Europeo se unirán a Japón en una intervención conjunta en el mercado de divisas desde el viernes.

Estados Unidos, el Reino Unido y Canadá y el Banco Central Europeo aceptan así la petición de las autoridades japonesas de ayuda. Los líderes de finanzas del G-7 expresaron su disposición a proporcionar toda la cooperación necesaria para lograr la recuperación de la economía japonesa y del sector financiero, aseguraron en un comunicado tras una conferencia telefónica.