Tras el anuncio del pasado jueves del BCE, el indicador se ha relajado hasta 2 centésimas.
 
 
El indicador referencia de la mayoría de las hipotecas en España ha visto como desde el jueves pasado su tasa se ha reducido hasta dos centésimas. Este recorte coincide con el anuncio por parte del Banco Central Europeo de subir los tipos de interés hasta el 1,5% el próximo mes de junio.
 
Los expertos señalan que estas subidas de interés se podrían alargar hasta llegar al menos al 1,75% a finales de año, todo ello para tratar de controlar la inflación en el viejo continente.

Esta tendencia al alza de los tipos de interés, según apuntan algunos expertos, no tendría por que motivar un perjucio mayor en la economía española, ya que la subida no es tan significativa.