El subgobernador del Banco de España, Javier Aríztegui, ha adelantado hoy que este año será "duro" para los resultados de las entidades financieras.

Aríztegui ha pedido a las financieras españolas que afronten el ejercicio "con decisión, agilidad y rigor", pero también con confianza, porque "se ve la luz al final del túnel".

Aríztegui, quien ha intervenido en la jornada "Viálogos" organizada por Caja Navarra bajo el lema "De accionistas de derechos a inversores de hecho", ha expuesto los retos del sector para los próximos meses, el primero de ellos la culminación "ágil y responsable" de los efectos previstos por la nueva legislación de reforzamiento del sistema financiero.