Es la tercera semana consecutiva en la que el Banco Central Europeo no compra deuda pública de los países de la zona euro.

Mañana, no obstante, el BCE llevará a cabo una operación de absorción de liquidez para evitar que un repunte inflacionista. De este modo, la deuda total en manos del Banco Central Europeo alcanza los 76.000 millones esta semana, 1.000 millones menos que hace siete días, debido al vencimiento de bonos por valor de 830 millones de euros.