La continuación "probable" del aumento del paro en España tendrá un impacto "duradero" en su economía, que además no está al margen del riesgo de sufrir una "espiral deflacionista", según el organismo estatal de estadística de Francia. La economía española se enfrenta también al problema derivado del hecho de que no fue capaz de incrementar su productividad durante el período de fuerte crecimiento (1995-2007) y tiene ante sí "dificultades reales", subraya el INSEE (Instituto Nacional de Estadística y Estudios Económicos).