El 52% de trabajadores cree que la situación del empleo en España empeorará en el último trimestre del año; un 21% considera que se mantendrá igual y un 27% espera que mejore la situación, según un estudio realizado por Randstad.