El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, ha dicho este jueves que la Asamblea Constituyente de su país revocará varias concesiones mineras y suspenderá otras. Durante una reunión con corresponsales extranjeros, Correa ha señalado que la Asamblea -controlada por sus aliados- pondrá fin a contratos de compañías que no están dando cumplimiento a la legislación actual. Y ha añadido que aquellas que cumplen con la normativa vigente tendrán una suspensión de 180 días a sus concesiones, mientras la Asamblea completa una nueva ley para el sector minero.