Ebro Puleva, que ha presentado hoy sus resultados, también ha informado de que el estudio sobre la posible venta del negocio azucarero sigue su curso, de modo que hasta el momento once oferentes han firmado la carta de confidencialidad. Una de las ofertas ha sido formulada por la sociedad Madrigal Participaciones, órgano financiero de la Federación de Cajas de Ahorros de Castilla y León. La compañía apuntó que en el cuarto trimestre del año ofrecerá más información sobre el proceso, del que consideró que "posiblemente" saldrá un grupo mucho más marquista, con un perfil más internacional y libre de regulaciones limitadoras de su crecimiento.
Ebro Puleva obtuvo un beneficio neto de 78,61 millones de euros en el primer semestre del ejercicio 2008, lo que supone un aumento del 60,2% en relación con el mismo periodo del año anterior, informó hoy la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). El resultado bruto de explotación (Ebitda) se estableció en 145,77 millones de euros, un 4,9% menos, mientras que las ventas del grupo se situaron en 1.446 millones, lo que significa un crecimiento del 13% con respecto al primer semestre de 2007. El grupo destacó que en un difícil escenario para el mercado mundial de la alimentación Ebro Puleva ha experimentado una "satisfactoria evolución" con base en la fortaleza de su negocio Meal Solutions, que genera un Ebitda un 23% superior al del primer semestre del pasado año. "Con base en ello y en la bajada de precios de nuestras materias primas principales (leche, arroz y trigo duro) las expectativas de desarrollo del grupo para el segundo semestre son extraordinarias", subrayó la compañía que preside Antonio Hernández Callejas. Por líneas de negocio, la división azucarera alcanzó una cifra de negocio de 295,8 millones de euros, un 7% menos, y un Ebitda de 27,7 millones, un 9,4% inferior al del primer semestre de 2007 por la menor disponibilidad de azúcar y la bajada de los precios de referencia de la Organización Común de Mercado (OCM). En cuanto al negocio del arroz, Ebro Puleva destacó que muestra una "excelente evolución", con incrementos tanto en ventas (16%) como en margen (43%), pese a que el precio de la materia prima ha registrado subidas del 200%. IMPACTO DEL PARO DEL TRANSPORTE Por su parte, la división láctea elevó su cifra de ventas un 6%, hasta 263 millones de euros, y su Ebitda se redujo un 22%, hasta 23 millones de euros, por el paro del sector del transporte, que tuvo un impacto de casi un millón de euros; los costes de reestructuración de la sociedad Lactimilk y las variaciones del precio de la materia prima. La división de pasta continúa mostrando un positivo comportamiento (con un incremento en las ventas del 36%), al reforzar su posición de líder en los mercados canadiense y francés y manteniendo intacta su participación en el estadounidense.