Deutsche Bank ha elevado su precio objetivo para la concesionaria de 24,2 a 24,3 euros y mantiene la recomendación de comprar, lo que otorga un potencial alcista de en torno al 10% del valor. El broker alemán apunta a la posibilidad de que el cambio en la normativa de opas podría llevar a ACS y La Caixa a incrementar sus participaciones (del 24,83 y 24,5%, respectivamente) hasta cerca del nuevo umbral.