Sesión de ventas. La renta variable española no ha dejado de hacer caja en medio de los nuevos temores que provoca la deuda periférica. Por ello han sido los bancos el principal lastre del Ibex 35 que ha cerrado la sesión con pérdidas del 1,29% hasta cotizar en los 9.413 puntos. En el mercado de divisas, el euro se cambia por 1,29 dólares mientras el precio del barril de petróleo cotiza en el entorno de los 93 dólares.

Los números rojos han teñido la sesión mientras la crisis de deuda soberna sigue sobrevolando el mercado en una semana en la que tanto España, Portugal como Italia tendrán que ver cómo es acogida su colocación de deuda. Ante este escenario, en la presentación de las perspectivas de Saxo Bank para este 2011, Christian Tegllund Blaajberg, jefe de estrategia de renta variable, no ha descartado que “España tenga que pedir ayuda a Alemania o Francia en 2011 si el país no recupera la credibilidad del inversor". Y, es que, "debido a que España es un país demasiado grande para acceder al Fondo de Rescate Europeo, tendrá que llegar a un acuerdo bilateral con Alemania o Francia para que le presten dinero”.

Aún así, el experto reconoce que no le preocupa tanto España como Portugal, porque "el Gobierno central español está acertando con sus política, recortando el gasto público y subiendo la edad de jubilación y los impuestos".

Ante los temores de deuda soberana europea no podría haber otro sector más castigado que el bancario. Así, han sido las acciones de Bankinter las más castigadas por el mercado al ceder algo más de un 3%, del mismo modo que han acabado la sesión Banco Popular con pérdidas del 3% mientras Banco Sabadell se ha dejado algo más de un 2%. Banco Santander cedió un 2,4% mientras las acciones de BBVA bajaron un 1,5%.

Recomendaciones entre el resto de pesos pesados, los analistas de Bankinter se han fijado en las acciones de Telefónica –que cotiza con pérdidas del 0,6%- para comprar aunque no otorgan ningún precio objetivo. Repsol YPF –perdió un 1,04%- ha sido otra de las apuestas a mantener por parte de los expertos de ING quienes fijan en 22,20 euros sus acciones. Por su parte, las acciones de Iberdrola cayeron un 1,1%.

Pero las miradas de la sesión también han estado puestas en Inditex que ha conseguido nadar a contracorriente y sumar un 0,9%. Y es que el fundador del imperio textil gallego, Amancio Ortega, ha anunciado que propondrá en la próxima junta general de accionistas de la compañía el nombramiento del actual vicepresidente y consejero delegado, Pablo Isla, como sucesor para su cargo de presidente ejecutivo.

Dentro del mercado continuo, las miradas se centran en Solaria un día en el que aumenta autocartera. En concreto, la compañía ha realizado esta adquisición de acciones propias de la compañía entre los días 4 y 7 de enero, ambos inclusive y lo ha hecho a un precio entre 1,39 y 1,40 euros. Entre las mayores ganancias dentro de este mercado se imponen las acciones de SOS Corporación al repuntar más de un 14%, seguido por Enel Green Power que avanzó más de un 4% mientras Urbas ha obtenido ganancias del 3,77%. Del lado de los descensos, Quabit es la acción que más se deja al caer más de un 8%, Fersa pierde más de un 4% al igual que Banco de Valencia.