Pese a que la tendencia en el medio plazo ha cambiado a bajista, como ya expusimos el pasado mes de julio,  a corto plazo ha alcanzado un nivel de soporte interesante, constituido por los 9,2-9,3 euros.

Los indicadores técnicos muestran divergencias alcistas desde parámetros extremos y el precio parece estabilizarse en la zona de soporte, a pesar de los altos volúmenes de hace unas sesiones. La rentabilidad/riesgo para colocar stop loss debajo de soporte es atractiva para trabajar un rebote, cuya primera resistencia se sitúa en 9,84 euros.

Recomendación: COMPRA ESPECULATIVA con stop loss en 9,15€