Unilever ha tenido que desprenderse de la compañía de desodorantes y aseo personal para cumplir con las exigencias de la Unión Europea.


A su vez, Colgate venderá su unidad de detergentes en Colombia por 215 millones de dólares, según un comunicado de la empresa.

Es la primera adquisición desde 2006 con Ian Cook como consejero delegado de Colgate. “Nuestra compañía genera más del 80% de las ventas fuera de Estados Unidos y con esta operación tendrá un mayor poder en el mercado del aseo personal” ha afirmado hoy Cook según Bloomberg. Unilever generó unas ventas de alrededor de 260 millones de dólares el año pasado.

La Comisión Europea notificó a Unilever que tenía que ajustarse a sus exigencias, ya que incumplía las normas antimonopolio. Hace dos años la compañía angloholandesa se hizo con Sara Lee y, desde Bruselas, les habían pedido deshacerse de Sanex.

Colgate pagará en efectivo todas las acciones y los activos netos y espera cerrar la adquisición al final del segundo trimestre.

Unilever ha cerrado con un ascenso de un 1,62% hasta los 21,66 euros por acción. Colgate está perdiendo un 0,14% y se sitúa en los 78,32 dólares por acción.