La economía española se contraerá un 0,4% en 2010 debido a una política fiscal más restrictiva y a un descenso en el consumo privado y en la inversión en la construcción, según recoge un informe presentado hoy por Citigroup, donde revisa a la baja su anterior previsión, que recogía un crecimiento del PIB del 0,2%. Asimismo, sitúa la tasa de desempleo para 2010 en el 20,7%, casi el doble del paro esperado para la eurozona (10,6%) y muy por encima de lo previsto para las grandes economías de la Unión Europea como Francia (9,5%), Alemania (8,1%) o Reino Unido (7,7%). Para 2011, Citigroup estima que la tasa de desempleo española suba hasta el 21,3%, mientras que en la zona euro descenderá al 10,4%.