UBS dijo el miércoles que ha contratado a un antiguo alto cargo ejecutivo de Credit Suisse Group (CS) para supervisar la simplificación de la estructura del banco, la primera decisión importante del nuevo consejero delegado, Oswald Gruebel. El banco con sede en Zúrich dijo que nombrará a Ulrich Koerner director de operaciones y responsable de su centro de operaciones, que se convertirá en el principal proveedor de servicios internos como la tecnología de la información de UBS. Hasta ahora, la responsabilidad sobre la TI se repartía entre varias divisiones, según fuentes internas. Hasta agosto pasado, Koerner, antiguo consultor de McKinsey, era el responsable de la actividad general en Suiza de Credit Suisse. En ese banco, Koerner trabajó muy próximo a Gruebel, que era el consejero delegado de Credit Suisse y que, en una decisión por sorpresa, fue contratado en febrero para dirigir UBS.