La mayoría de bolsas de Asia han cerrado la jornada del martes con importantes descensos, tras el lunes ‘negro’ que se vivió en Europa y Estados Unidos. El Nikkei japonés se ha dejado un 1,7% y se ha situado en los 8.944,48 puntos, aunque durante la sesión ha llegado a ceder un 4%.

El Kospi de Corea del Sur se hundía al comienzo, cayendo un 10%, lo que ha obligado a suspender las operaciones durante 20 minutos. Al final ha terminado con una bajada del 3,63%.

El índice MSCI Asia-Pacífico ha sufrido un retroceso de un 2,5%, mientras que en Malasia las pérdidas eran cercanas al 5%.

En China, el Shanghai Comopsite ha caído un poco más de un 1%, tras conocerse el dato de la inflación del país asiático, del 6,5%.

En el mercado de divisas, el won coreano está en 1.088 frente al dólar, mientras que el yen japonés se situaba en 77,36 frentes al dólar.

Un dato macro que se ha conocido hoy ha sido el aumento de la confianza del consumidor de Japón desde 35,3 hasta los 37. Se espera que el PIB de Japón llegue a crecer un 3% el año próximos, aunque todavía hay dudas a medio plazo.