Después de dos días de preocupación por los índices inflacionistas, por fin Wall Street está resurgiendo y los tres indicadores están en positivo.
Después de dos días de preocupación por los índices inflacionistas, por fin Wall Street está resurgiendo y los tres indicadores están en positivo. En esta jornada, el único indicador macroeconómico relevante han sido los inventarios de crudo que han caído en 1.800.000 barriles, cuando se esperaba una caída mucho más moderada. Esto se debe a la escalada de precios del petróleo. El Brent está por encima de los 77 dólares, cerca de alcanzar su máximo histórico. Es una de las principales fuentes de preocupación del mercado por los riesgos inflacionistas que conlleva y que se refleja en el gasto del consumidor.