La Comisión Europea ha solicitado a las autoridades españolas nueva información sobre la intervención en Caja Castilla-La Mancha (CCM) y está a la espera de recibirla, mientras continúa el análisis de la aportada anteriormente. Fuentes comunitarias explicaron a Efe que el objetivo de la Comisión es determinar si la operación llevada a cabo por las autoridades españolas en la caja castellanomanchega implica una ayuda pública, en cuyo caso requeriría autorización de Bruselas. Las fuentes no precisaron, sin embargo, el tipo de información demandada ni el plazo que tiene Madrid para responder a la solicitud. El Gobierno español ya remitió a Bruselas un informe sobre la intervención de CCM poco después de efectuarla, a finales de marzo, y también envió información sobre la situación de la caja que le había sido reclamada algunas semanas antes del rescate. El Banco de España intervino la caja castellanomanchega ante sus problemas de liquidez, para garantizar los ahorros de los clientes y los derechos de los acreedores. El supervisor aportará a la entidad hasta 9.000 millones de euros, partiendo de un aval concedido por el Tesoro