El Gobierno belga estudia nuevas medidas de relanzamiento económico, al considerar insuficiente el plan elaborado el pasado mes de diciembre, cuyo coste ascendió a unos 4.000 millones de euros, publica hoy el diario Le Soir. Con este fin, el primer ministro, Herman Van Rompuy, ha convocado mañana a un grupo de expertos económicos nacionales, entre los que figura el director del Banco Nacional, Guy Quaden, y los dirigentes del Consejo Superior de Finanzas y del Consejo Nacional de Empleo, entre otros.