El director financiero de BBVA, Manuel González Cid, ha asegurado que las nuevas exigencias de capital identificadas por la Asociación Europea de la Banca (EBA)  no van a propiciar una reducción en la concesión de créditos de la entidad hacia la economía.
En una conferencia ante inversores para explicar los criterios exigidos por la EBA, González Cid dejó claro que la entidad que preside Francisco González "no está pensando" en implantar medidas de desapalancamiento del balance más allá del entorno, como puede ser la reducción crediticia, ya que crearía un efecto "muy importante" sobre la economía real. "La economía necesita entidades fuertes dispuestas a prestar activamente", valoró.

El director financiero de BBVA explicó que de aplicar ahora los criterios de solvencia acordados tras la cumbre del euro, el capital de calidad de la entidad (Tier 1) quedaría en el 8%, frente al 9,1% que alcanzó hasta septiembre.

"No habrá ningún tipo de problema", afirmó González Cid, para después garantizar que esta "fortaleza" permitirá al BBVA mantener su política de dividendos "sin alterar nada