Bankinter se convertirá hoy en el primer banco en presentar una reducción de su beneficio neto desde que comenzó la crisis de liquidez, ya que, según la media de los analistas consultados por Efe, ha ganado en torno a 73,5 millones de euros entre enero y marzo, un 14% menos que un año antes. Los más pesimistas son los analistas de JP Morgan, que calculan que el beneficio neto de Bankinter caerá el 18% interanual y se situará en 70 millones de euros, en tanto que el crédito crecerá entre el 12 y el 13% y los depósitos, el 20%. En opinión de los expertos de Ibersecurities, la entidad que preside Pedro Guerrero anunciará un beneficio neto de 78 millones de euros, un 8% menos que en idéntico periodo de 2007, lastrado por las mayores dotaciones que ha tenido que realizar para posibles insolvencias, que crecen en torno al 90%.
A juicio de Ibersecurities, salvo este ajuste de las provisiones que recortará el beneficio neto, la estrategia de crecimiento que viene realizando Bankinter en el área estratégica de pymes seguirá dando resultado, con un crecimiento del crédito del 18,95% en este trimestre. Según el consenso de los analistas recogido por Bloomberg, el beneficio neto trimestral habrá retrocedido el 13%, hasta quedar en 74,18 millones de euros, en tanto que los expertos de Capital Bolsa prevén una ganancia neta de 72 millones, con un retroceso del 15%. El propio presidente de Bankinter, Pedro Guerrero, reconoció hoy que los resultados en un entorno "recesivo o cuasirecesivo" serán peores que si la bonanza económica hubiera continuado.