El grupo francés Alstom anunció hoy que ha conseguido un contrato de 125 millones de euros con la eléctrica estatal sudafricana Eskom para la renovación de una central nuclear en ese país, a la que se ampliará la capacidad. La renovación de las turbinas de baja presión de las dos unidades de la central atómica de Koeberg permitirán aumentar en más de 65 megavatios la capacidad de este complejo, que hasta ahora era de 970 megavatios, explicó Alstom en un comunicado. El trabajo se realizará durante los paros programados para el cambio de combustible de forma que se evite el riesgo de interrumpir la producción de electricidad de la central, precisó. El vicepresidente de la división de turbo-máquinas de Alstom, Guy Chardon, se felicitó de este contrato con Eskom y señaló que para su empresa "la energía nuclear presenta una alternativa viable, eficaz y no emisora de gas carbónico para responder al incremento de la demanda en electricidad"