Cuando en una misma semana se producen dos acontecimientos como estos, la conclusión es clara a priori. De un lado, el optimismo de los inversores germanos parece haberse trasladado a Wall Street donde repuntan los alcistas antes de las elecciones generales de este mismo martes. El segundo punto en cuestión tiene que ver con la ‘debilidad’. Existe y los expertos la observan dentro de la renta variable estadounidense, pese a que, de momento, no se han traspasado ciertos límites. 

¿Hacer caso a la razón o al corazón? Sinceramente, la Teoría de la Opinión Contraria a la hora de invertir nos lleva, en esta ocasión, al mismo lugar. Durante el análisis de la semana pasada de la Zona Premium, José Luis Cava, analista independiente, analizaba instantes después de su publicación el sentimiento inversor de la Deutsche Boërse. La situación nada había cambiado a pesar de que los alcistas consiguen contenerse hasta el 54%, frente al 56% de la semana anterior. Existe una diferencia de 30 puntos respecto a los osos del mercado y esta situación no suele anticipar nada bueno.

Sentimiento inversor Dax Xetra (FUENTE: DEUTSCHE BOËRSE)

Darío Redes, dentro de su blog ‘Mercado no lineal’ de nuestra página web, publicaba la semana pasada las zonas en las que hay que poner el ojo para no caer al abismo. Según el experto, “un quiebre por encima de 7.339 puntos al cierre” para el Dax Xetra “indicaría una aceleración al alza” y, sin embargo, “una ruptura por debajo de los 7.319”, todo lo contrario.

En la misma línea, Alejandro Martín, subdirector para España de Hanseatic Brokerhouse, asegura que el selectivo germano se encuentra en “un entorno lateral con sesgo bajista y soporte en 7.115 puntos”. En caso de caer por debajo de este nivel, “buscaría los 6.685/6.511/5.900 puntos, en último lugar.”

Ligeramente por encima, en la cota de 7.150 puntos, sitúa Miguel Pareja, gestor de Bolsa 3 SV, el nivel a respetar por el Dax Xetra porque el hecho de perderlo “implicaría que se ha agotado el movimiento de rebote y podríamos ver correcciones más profundas”.

De hecho, un factor determinante para ver por dónde pasa la debilidad de las bolsas es la deuda germana. Apuntaban desde Serenetity Markets, que “el precio del bund alemán se situó por encima de la resistencia de los 142 puntos. Esto sugiere que podría mantener la subida en el corto plazo, lo que sería un factor negativo para la renta variable europea”, comentaban los expertos. Caso del Ibex 35 que tontea diariamente con sus soportes y que en caso de iniciar un tramo a la baja podría irse a buscar “los 7.150 puntos”, según Martín. En todo caso, se encuentra inmerso en “un claro movimiento lateral entre 7.500 y 8.200 puntos. Hasta que no se superen estos niveles, debemos esperar movimientos laterales. A corto plazo, seguirá subiendo por encima de 7.850 puntos”.


EEUU: elecciones y caídas
“Esperamos unas correcciones del 7-10% en Wall Street, mayores que en Europa. El S&P 500 podría perder niveles de relevancia después de las elecciones. Al no poder con los 1.450-1.470, creemos que irá a probar los 1.380 puntos. El Dow Jones buscará los 12.700 puntos” y cuestión aparte parece ser el Nasdaq 100, comenta Eduardo Vicho, jefe de Análisis de M&M Capital Markets.

Sentimiento inversor Wall Street (FUENTE: AAII)

Análisis que refrenda, por cierto, el sentimiento inversor particular estimado por el conocido AAII elaborado con carácter semanal. La lectura de esta semana es alcista para los ‘bullish’ que se disparan hasta el 35%, mientras que los bajistas se contraen hasta el 41%. “Tenemos marcado el nivel de 13.000/13.050 puntos como una zona de gran importancia en el corto plazo.” José Luis García, analista de Enbolsa.net, considera que la pérdida de estos niveles supondría un importante cambio de tendencia para la bolsa neoyorquina. En todo caso, aún hay tiempo dado que son cuatro los escenarios contemplados por el experto para determinar una futura caída del DJ y falta tan sólo uno por cumplirse: “la perforación a la baja de la media de 150 sesiones o media Weistein y que marcará el cambio de tendencia definitivo”.

A largo plazo, los alcistas siguen predominando en el mercado con un 39% de la cuota y ello viene reforzado por datos que muestran que la economía estadounidense comienza a dar señales de mejora como es el caso del ISM publicado la pasada semana. El ISM de gestores de compra del sector manufacturero se ha colocado por segundo mes consecutivo fuera de la zona de contracción, esto es, por encima del nivel de 50. Peor suerte corre este mismo indicador en Europa donde “el PMI de la UME de manufacturas, equivalente al ISM de EE.UU., marca un mínimo de 45,4 puntos”, apunta Luis Francisco Ruiz, director de Análisis de Estrategias de Inversión. Éste es uno de los motivos por los cuales el par euro/dólar ha perdido la cota del 1,29 y vuelve, incluso, a rozar el 1,27 al cambio.



 ANÁLISIS Ei PREMIUM

 

- Videoanálisis de José Luis Cava: los sistemas de especulación han cancelado las órdenes largas en el Ibex
- Estrategia sobre Apple
- Estrategia sobre FX EUR/USD
- Estrategia sobre Futuro Crudo Ligero
- Estrategia sobre Futuro Mini-S&P 500