Día nada claro en donde hemos tenido más declaraciones de miembros del BCE en donde cada vez se matiza más el uso de un QE y otras medidas, dependiendo totalmente el primero de las perspectivas tanto de la inflación como de la economía en general. Al mercado de deuda y las divisas les vale con lo que han dicho y eso ha puesto un soporte importante para la periferia, marcando la diferencia con el resto. También ayuda ver que el BoE no tiene prisa por subir los tipos.
 En número de la revista "Pronto" aparecía una curiosa anécdota de Honoré de Balzac que reflejo en esta cita:

"En un arranque de honestidad, el novelista francés confesó a su recién esposa, la mujer con la que había mantenido una relación secreta durante 18 interminables años, que era más fácil ser amante que marido:

" Por la misma razón que es más difícil mostrar una auténtica sabiduría todos los días que decir una frase acertada ocasionalmente"

Y así está pasando en los mercados, ya que desde que Draghi dijo que el QE era una opción real, el mercado lo ha descontado poco a poco, pero cada vez que se matiza su uso, el mercado se frena en seco. Menos mal que de vez en cuando aparece ese amante esquivo que es el mercado deuda y se mueve tan visiblemente que acaba por animar las cosas. Los bonos y las divisas no están tan preocupados por un QE, ya que las otras medidas también les valen, como bajada de tipos, depósitos en negativo, LTRO muy dirigidas… total, que la apuesta es ver que a mucho dinero en efectivo no le va a quedar más remedio que ir a buscar deuda pública si quieren ganar algo… como mínimo, porque en Europa no pocas empresas que se ponen a comprar o fusionar, el mercado las recompensa con subidas en vez de bajadas, que es lo lógico. Desde los bancos de inversión se ve como una anomalía y se interpreta como un premio a los CEO que ponen el dinero que tienen en la cuenta a trabajar.

Veamos la sesión al completo de hoy:

Se espera una apertura moderadamente alcista en Europa. Estos son los factores a considerar.
Se espera una subida moderada en apertura en un día bastante tranquilo inicialmente.

Ayer el Dow Jones y el S&P 500 tocaron nuevos máximos históricos, con el S&P 500 formando una mini vela, con el meno rango diario en meses, lo cual le quita fuerza y con varios medios ya comentando lo que anticipamos esta semana en la web, de que los valores que acompañan a los índices a máximos son cada vez menos. Además ayer, el nasdaq y sobre todo el Russell volvieron a sufrir bajadas claras, lo que convierte estos máximos históricos en algo complicado y raro como mínimo.

La noche ha sido tranquila en Asia, y Europa, lo tiene más fácil que EEUU. Su ciclo económico es diferente y su banco central va en dirección contraria a la FED. Así que habrá que hacer hoy la digestión de esos rumores que tiene el mercado de que el Bundesbank apoya toma medidas pero no la QE, lo cual es como la salsa de los restaurantes chinos, agridulce.

Tenemos que estar muy atentos a la resistencia de 9.800 en el futuro del dax, que es el que arrastra a los demás, ayer la atacó y le salió papelón, como suele ser normal en el primer ataque. Es el techo del lateral de 5 meses en el que está atrapado. Los demás necesitamos de su permiso para salir de nuestros laterales particulares. Si rompe nos vamos todos con él, y si se lo traga frito con patatas nos vamos todos para a abajo. No lo perdamos de vista.

Sesión con dudas en los mercados europeos ya que estamos absolutamente pendientes de los datos macro y del Banco Central Europeo.

Si uno mira la situación de los activos de riesgo, en concreto las bolsas mundiales, puede verse que Europa no acaba de encontrar ese paso lo suficientemente visible como para pensar que hay una alegría tremenda en que una acción del Banco Central Europeo como el programa cuantitativo nos acabe permitiendo romper máximos anuales y seguir el camino alcista. Sin embargo, la situación cambia completamente si cambiamos de activo y de las bolsas pasamos al mercado de bonos y al de divisas.

Llevamos dos sesiones en donde el Banco Central Europeo, bien por sí mismo, bien por sus miembros, no hacen otra cosa más que estar dando titulares que mueven brutalmente al mercado pero no de forma aplastante a las bolsas. La razón de todo esto está en las posibles acciones que vayan a tomar en la próxima reunión del mes de junio.

El día de esa famosa reunión, el mercado está esperando algo, pero quizá no sea precisamente lo que espera. En un principio había apuestas claras por un programa cuantitativo a la europea como principal apoyo a una economía que no acaba de arrancar y que sigue bajo la fuerte amenaza de la deflación. Esta posibilidad de utilización del programa cuantitativo fue apuntada por el presidente del Banco Central Europeo hace ya un tiempo y, según nos estamos acercando la reunión de junio, esa posibilidad cada vez se está matizando más y ganando fuerza otro tipo de instrumentos, que siguen teniendo un efecto considerable tanto en el mercado de bonos como en el de divisas, pero no está presionando al alza las bolsas.

Seguimos bajo la influencia de la matización del uso del programa cuantitativo que fue lo que nos paró ayer en Europa tras esa alegría acerca de que el Bundesbank apoyaría las acciones del BCE en junio, y que no es otra cosa que un apoyo condicionado por las previsiones de inflación que se conozcan. Hoy también se ha matizado desde el BCE que un programa cuantitativo solamente se utilizaría si las previsiones tanto inflación como de la economía en la zona euro se degradan más allá de lo esperado, por lo que gana peso otro tipo de herramientas como las operaciones de refinanciación a largo plazo, la bajada de tipos y los depósitos bancarios a negativo.

Hoy los datos de producción industrial de la zona euro han bajado lo esperado, pero bajado, algo que no es bueno para el crecimiento y ayudan a pensar aquel BCE en junio hará algo, pero no parece que sea precisamente el programa cuantitativo. Las bajadas de tipos y los tipos en negativo más probables hacen pensar que el dinero en efectivo en algunos instrumentos de baja rentabilidad se va a ver obligado a buscar rentabilidad en el mercado de deuda y eso está ayudando bajar las rentabilidades en todos los países de Europa. Además, hoy el Banco de Inglaterra ha hecho público su informe trimestral de inflación en donde dice que no hay prisa para subir los tipos de interés y que todavía la inflación estará por debajo del 2% en muchos meses, lo que ha sentado fatal a la libra y ayudado a bajar los tipos de interés en Reino Unido. En la deuda británica funciona mucho el diferencial con la alemana y eso también ha arrastrado a la baja a toda la deuda europea.

Siguiendo con las buenas noticias del mercado de deuda, a la buena colocación ayer de la deuda protegida contra la inflación en España, hay que añadir buena recepción de deuda sindicada en Italia, por lo que se mantiene el flujo de dinero que entra en la periferia, lo que ayuda a sostener baja rentabilidad.

En resumidas cuentas, se va matizando lo que se espera de la próxima reunión de junio del BCE y bajando la esperanza de un programa cuantitativo y aumenta la seguridad de operaciones de refinanciación a largo plazo, bajada de tipos de interés y puesta a negativo de la tasa de los depósitos bancarios en el BCE. Directamente las bolsas no se van a volver locas de alegría, pero sí fuertemente influenciados el mercado de deuda y las divisas.

Lo anterior es lo que tenemos al día de hoy, pero todo depende de las previsiones que hará el banco antes de esa reunión, por lo que todo puede cambiar de forma radical en pocos días, por lo que es más importante que nunca estar atentos al día a día.

El saldo de las instituciones al cierre de ayer sigue siendo comprador y no hay variaciones sustanciales. Positivo para el mercado.

Los comentarios de Mersh:

Dice que el BCE no está limitado por la espera del veredicto al OMT del Tribunar Europeo.

Avisa de que el BCE no puede, no debe y no va a salvar países.

Avisa también de que la compra de deuda en el mercado primario (en las emisiones) explícitamente no está entre los instrumentos a su disposición. El mandato del BCE incluye la posibilidad de compra, bajo las condiciones apropiadas, bonos estatales en el mercado secundario si es necesario. 

Lo que no gustó mucho a la bolsa pero sí a las divisas y los bonos:

Aparecen informaciones acerca de que están preparando medidas por si la economía de la Eurozona y su inflación acaban siendo significativamente peores de lo esperado.

Praet, del BCE, parece que ha dicho que están preparando medidas como una LTRO y con posibilidad de tipos negativos en los depósitos. Con respecto al QE dice sólo se tendrá en consideración si la economía y la inflación van a mucho peor de lo esperado. 
 
Todo esto van en la misma dirección que el Bundesbank ayer, parece que el QE sólo se tendrá en consideración como una especie de último resorte y eso puede no gustar mucho al mercado.

El informe sobre inflación del BoE:

El banco de Inglaterra ha presentado su informe sobre la inflación y dice que de momento no  hay ninguna prisa para subir los tipos de interés, algo que está sentando bastante mal a la libra y da algo de respiro a la deuda británica.

En sus previsiones económicas rebajan su previsión de desempleo pero dejan prácticamente intactas las previsiones de crecimiento y de inflación.

Ahora China apoya al mercado inmobiliario:

No hay quien se aclare. Desde el Gobierno chino se ha estado dando pasos para poder tener bajo control la burbuja inmobiliaria y así cortar esta fuente de crecimiento para poder volcarse con otras vías que den más sostenibilidad al futuro… pero ahora el Banco Central del país pide que se facilite el acceso a las hipotecas, entre otras medidas.

Así es, ahora se pide a los bancos que aumenten la eficiencia de la gestión, buen ritmo en la concesión de las hipotecas a clientes cualificados, dando prioridad a la compra de la primera vivienda y que se pongan las pilas en la monitorización del riesgo de crédito.

Está claro que la situación del sector no es nada buena porque se sabe que han bajado los precios mucho y eso no parece ser suficiente para levantar al sector, por lo que el crédito es la clave. Hay exceso de viviendas construidas y hay que darle salida, algo parecido a lo que pasa en España. La construcción de viviendas cayó un 25% en el Q1.


Los resultados empresariales destacados hoy en Wall Street:

Deere presenta resultados de su segundo trimestre fiscal con una bajada en el beneficio neto del 9,5%. Los beneficios quedan en 2,65$ desde los 2,76$ del año pasado y mejores de lo esperado que eran 2,47$.

Las ventas bajan a 9.250 millones de dólares, un 10% menos, y peores de lo esperado que era 9.650 millones de dólares. 

Los datos de Europa de hoy:

Alemania:
 
IPC de Alemania de Abril baja -0,2%, justo lo esperado y baja lo mismo que el mes anterior. En la interanual sube +1,3%, justo lo esperado y lo mismo que el mes anterior. 

Francia:
 
IPC de Francia de abril queda plano, peor de lo esperado que era subida de +0,2% desde el +0,5% anterior. En la interanual sube +0,8% peor que el +0,9% esperado desd el +0,7% anterior. 

España:
 
IPC de abril de España armonizado sube +0,6%, justo lo esperado desde el +1,6% anterior. En la interanual sube +0,3%, justo lo esperado y lo mismo que el mes anterior.

Reino Unido:
 
Desempleo de UK de abril bajan en 25.100 personas, menos de lo esperado que era un descenso de 30.000 pero sigue bajando porque el mes anterior bajó 30.600.

Tasa de desempleo de marzo baja al 6,8%, justo lo esperado y desde el 6,9% anterior

Eurozona:
 
Producción industrial de la Eurozona de marzo baja -0,3%, justo lo esperado y se come el crecimiento del mes anterior del +0,2%.

En la interanual baja -0,1%, mucho peor de lo esperado que era un crecimiento de +1%. desde el +1,63% del mes anterior. 

Los datos de EEUU de hoy:

Los precios de producción  industrial de EEUU de abril suben +0,6%, mucho más de lo esperado que era +0,2% desde el +0,46% anterior.

La subyacente sube +0,5%, más de lo esperado que era +0,2% desde el +0,09% anterior.

En la interanual tenemos +2,1% más de lo esperado que era +1,7% desde el +1,47% anterior.

La subyacente interanual sube +1,9%, más de lo esperado que era +1,4% desde el +1,21% anterior.

Uf!, la subida es la más grande en año y medio y esto va a favor de FED, subida de tipos y reducción del QE

Buen dato para el dólar, malo para los bonos y no especialmente positivo para las bolsas.

Resumiendo la sesión: Día nada claro en donde hemos tenido más declaraciones de miembros del BCE en donde cada vez se matiza más el uso de un QE y otras medidas, dependiendo totalmente el primero de las perspectivas tanto de la inflación como de la economía en general. Al mercado de deuda y las divisas les vale con lo que han dicho y eso ha puesto un soporte importante para la periferia, marcando la diferencia con el resto. También ayuda ver que el BoE no tiene prisa por subir los tipos.