La entidad británica Abbey, filial del grupo Santander, ha obtenido en el primer semestre del 2007 un beneficio atribuido de 602 millones de euros, lo que supone un incremento del 22,4 por ciento respecto al mismo periodo del año anterior. La filial británica del Santander ha aportado de esa manera el 13 por ciento del beneficio del grupo español.
Con estos resultados, Abbey se ha mantenido como segunda entidad del grupo, por detrás de la Red Santander, con una aportación al beneficio de 899 millones de euros, y por delante de Santander Consumer Finance y Banesto, con 352 y 338 millones, respectivamente. El crecimiento del 22,4 por ciento en los beneficios de Abbey se ha apoyado, según el banco, en una "aceleración" de los ingresos y en una reducción de los costes y las provisiones. El ratio de eficiencia -cuantía de los ingresos que consumen los costes- ha mejorado 6,1 puntos porcentuales en los últimos doce meses y se ha situado en el 50,4%, lo que ha impulsado el margen de explotación, que aumenta el 21,7%. Abbey ha cerrado junio del 2007 con un volumen de créditos a clientes de 197.500 millones de euros -un 5% más que hace un año-, lo que representa un 34,5% del dinero prestado por el grupo Santander. La entidad británica tenía al final de marzo 222.900 millones de euros de recursos de clientes, un 10% más que en el mismo periodo del año anterior.