Los principales índices de la bolsa de Nueva York registran subidas en la apertura de la sesión. Así, se produce el rebote en Wall Street, con el Dow Jones subiendo un 0,30% tras las caídas acumuladas en las últimas sesiones ante las tensiones comerciales entre EEUU y China. Las amenazas de imposición de aranceles permanecen de fondo, mientras que la atención también se centra enalgunos datos macroeconómicos, así como en las palabras del presidente de la Fed, Jerome Powell.

Apertura al alza en Wall Street tras los descensos sufridos en las sesiones anteriores, cuyo principal motivo ha sido la disputa en la que siguen sumidos EEUU y China. Así, en el incio de la sesión, el Dow Jonessube un 0,29%, el S&P 500, un 0,29% y el Nasdaq, un 0,48%.

Con el índice industrial en los 24.771,17 puntos, la mayor subida es la de Boeing, que repunta un 1,43%; seguido deWalt Disney y de JP Morgan, que se revalorizan un 0,90% y un 0,77%, respectivamente.

Por el contrario, el mayor descenso es el de General Electric, que cede un 1,16%. Las acciones del conglomerado industrial estadounidense van a dejar de cotizar a partir del próximo 26 de junio en Dow Jones, índice del que han formado parte de manera ininterrumpida desde 1907. Serán reemplazas en el indicador de referencia de Wall Street por los títulos de la cadena de farmacias Walgreens Boots Alliance.

A continuación, los mayores descensos son los deWalmart, que cede un 0,35%, y los de Procter&Gamble, que se deja un 0,33%.

 

Rebote de los principales índices de Wall Street

 

En la sesión de ayer, Wall Street cerró con descensos, después de que el presidente de EEUU, Donald Trump indicase que iba a imponer nuevos aranceles a China por valor de 200.000 millones de dólares. “Una vez más, la amenaza de más aranceles por parte de Trump recibió el fuerte rechazo del mercado. Los inversores están muy sensibles a una cuestión que resulta potencialmente muy negativa, si bien, muchos inversores tienen la esperanza de que todo responda a una estrategia negociadora que finalmente sea reversible”, indican desde Alphavalue.

Es el caso de los expertos de UBS, quienes, a pesar de los miedos que provocan la imposición de nuevos aranceles a productos chinos por parte de EEUU, continúan pensando que habrá una renegociación a última hora para evitar la guerra comercial.

Jason Draho, responsable en UBS de asignación de activos en América considera que “es improbable que la escalada de tensiones comerciales y amenazas de represalias desaparezca en un futuro inmediato, pero el escenario base para UBS continúa siendo que finalmente se llegará a una salida a través de la renegociación de los tratados comerciales actuales y un nuevo acuerdo entre China y EEUU”.

Asimismo, añade que “la imposición de aranceles muy específicos puede seguir adelante, pero con unos efectos limitados en la economía global. Los que ya se han anunciado deberían rebajar el PIB de ambos países en torno a un 0,1% o menos, mientras que en EEUU añadirían unos escasos 2-3 puntos básicos a la inflación. Es un impacto limitado que, sin embargo, crecerá si EEUU impone nuevos aranceles por valor de 450.000 millones de dólares a las importaciones chinas”.

Detalle de la fachada de la Bolsa de Nueva York y del cartel de Wall Street

Pero el de China no es el único frente que EEUU tiene abierto en materia comercial. Ayer, Trump señaló que se estaban consiguiendo avances en la lentas conversaciones para actualizar el Tratado del Atlántico Norte (TLCAN por sus siglas en inglés) entre Estados Unidos, Canadá y México, pero mantuvo viva la perspectiva de pactos bilaterales si no se llega a un acuerdo tripartito.

"Estamos tratando de equilibrarlo. No es fácil, pero estamos a punto", le dijo a un grupo de ejecutivos de pequeñas empresas estadounidenses. "Veremos si podemos o no llegar a un trato razonable con el TLCAN". La renegociación del acuerdo, que Trump considera un "desastre" para Estados Unidos, fue un objetivo de su campaña electoral. Las conversaciones para modernizar el TLCAN comenzaron en agosto pasado y estaba previsto inicialmente que terminaran a fines de diciembre de 2017.

Nueva sesión sin grandes referencias en Wall Street

En una jornada de nuevo con escasas referencias al otro lado del Atlántico, destaca la publicación de los datos de ventas de viviendas en EEUU durante mayo. La previsión del mercado es que el crecimiento de las ventas se desacelere hasta el 1,1%, desde el 2,5% del mes anterior.

En el apartado empresarial, destaca la presentación de los resultados de Micron Technology. Ayer fue el turno de Oracle. La compañía de software informó de que sus ingresos durante el cuarto trimestre fiscal subieron un 2,7%, hasta 11.250 millones de dólares, ligeramente por encima de los 11.190 millones que esperaba el mercado. El beneficio por acción se sitúo en 99 centavos, también superando las expectativas de 0,94 dólares.

Por otro lado, según informa The New York Times, la Administración Trump ha asegurado a Appleque los aranceles a China no afectarán a la venta de los iPhone en el gigante asiático.

Y mientras tanto, se siguen sucediendo las informaciones sobre la oferta de compra de Comcast sobre Twenty-First Century Foxpor 65.000 millones en efectivo. La mirada de los inversores se centra ahora en el repunto que provocaría en su endeudamiento y los posibles recortes de rating que pueden derivar ante esta situación, especialmente en un escenario en el que una guerra de ofertas por Fox no es descartable. De hecho,Walt Disneyparece decidida a mejorar su oferta por Fox. Según apuntan varias publicaciones, la compañía estaría dispuesta a pagar parte de los 52.400 millones de dólares que ofrece en efectivo, en lugar de pagar el 100% en acciones.