Wall Street ha abierto este lunes con signo mixto. El Dow Jones se deja un 0,16% y el S&P 500 un 0,05%, mientras que el Nasdaq repunta un 0,05%. Todo ello a pesar del optimismo que generaron las declaraciones del Secretario del Tesoro estadounidense sobre el “acercamiento” entre China y EEUU en materia comercial.

 

Los futuros de wall Street con signo mixto a la espera de los resultados de Citigroup y Wells Fargo

El banco de inversión estadounidense Goldman Sachs ha presentado este lunes sus resultados del primer trimestre de 2019. Su beneficio cayó un 20% con respecto al pasado año, hasta los 2.250 millones de dólares, mientras que sus ingresos se situaron en los 8.810 millones, un 12% menos que en el primer trimestre del año anterior, debido a la baja volatilidad de las acciones y las operaciones con bonos. Las cciones de Goldman Sachs caen este lunes un 2,76%.

En el caso de Citigroup su beneficio ha aumento un 2% hasta los 4.170 millones de dólares. En cuanto a la facturación, el cuarto banco por activos en EEUU obtuvo 18.576 millones de dólares, lo que supone un 2% menos que en el mismo periodo del ejercicio previo, y ligeramente lejos de las expectativas del parqué neoyorquino, que vaticinaba 18.634 millones. Sus acciones han abierto con descensos del 1,3%

El pasado viernes las acciones de JP Morgan cerraron en máximos históricos después de presentar unos resultados del primer trimestre que consiguieron el alivio de los inversores, que habían pronosticado unos resultados del primer trimestre bastante negativo.

Y sin embargo, a pesar de que la temporada de resultados ha comenzado con buen pie, con el 83% de las compañías del S&P500 que han publicado habiendo superado las estimaciones, habrá que estar pendientes a lo que digan las compañías sobre el devenir de sus negocios y de su márgenes, lo que podría dar una idea de cómo puede evolucionar la economía estadounidense.

La lista de compañías que publicará resultados esta semana es extensa, hasta 47 compañías integrantes del S&P500 – entre las que destacan Bank of America Merril Lynch, Netflix, Unitedhealth Group, J&J, United Continental Holding, Morgan Stanley, Pepsico, American Express y Honeywell International, para finales de la semana.

Pendientes también de las acciones de Advanced Disposal Services, que suben más del 19% en la apertura mientras que Waste Management suben un 20,9% después de que haya hablado de un acuerdo para comprar su compañía rival por 4.900 millones de dólares. Managament pagará 33,15 dólares por acción en efectivo por cada acciónde Advanced Disposal, una prima del 22,1% respecto al precio de cierre del pasado viernes.

Además el pasado viernes se conoció que Chevron llegó a un acuerdo para adquirir Anadarko Petroleum por una cifra que rondará los 50.000 millones de dólares lo que confirma el apetito por los "activos de shale" pues Anadarko también tiene el proyecto de Gas Natural Licuado en Mozambique. Además, Chevron anunció una desinversión en activos por valor entre 15.000 - 20.000 millones de dólares entre 2020 y 2022.

De nuevo pendientes del impacto que tenga sobre Apple el anuncio de que la Autoridad de Competencia y Mercados (ACM) de los Países Bajos comenzó una investigación contra la compañía para determinar si Apple favorece sus propias aplicaciones en su plataforma software App Store, lo que podría constituir abuso de posición dominante.  Sin salir del sector, Disney anunció el lanzamiento de su servicio de streaming "Disney +" con el que pretende competir con Netflix. El servicio estará disponible en EEUU desde el 12 de noviembre desde 6,99 dólares al mes, frente a los 8,99 dólares que supone el servicio básico de Netflix.

Además, los inversores seguirán muy pendientes de cualquier noticia o información que haya sobre el posible acercamiento en las negociaciones entre China y EEUU, tal y como lo definió este fin de semana el Secretario del Tesoro de EEUU, Steve Mnuchin. De hecho, la publicación el pasado viernes de unas cifras de exportaciones muy por encima de lo esperado en China tuvo muy buena acogida entre los inversores, lo que generó subidas tanto en las bolsas europeas como en las estadounidenses y que se ha reflejado hoy en las bolsas asiáticas.

De hecho, el índice S&P 500 está muy cerca del máximo del cierre que anotó en septiembre y el S&P 500 Total Return, que tiene en cuenta los dividendos repartidos por las compañías que componen el índice, llegó a niveles record en un repunte tras la liquidación de los últimos meses del año.  Desde entonces, los tres principales índices han tenido sus mejores avances trimestrales en casi una década, a pesar de que en el inicio del mes de abril los inversores han tenido una actitud de “esperar y ver” antes de las cifras de las compañías del primer trimestre.