Nada más comenzar la sesión, la cautela se apodera del mercado sabiendo que esta tarde finaliza la reunión de dos días de la Reserva Federal donde tendremos su decisión sobre los tipos de interés, pero lo más esperado es algún comentario acerca de la situación de la economía, el repunte de los últimos datos macro y se recortan otra vez los programas cuantitativos

La tensión en Ucrania sigue más o menos igual, pasando la patata caliente a occidente para saber si aumentan las sanciones contra Rusia, aunque mientras dichas sanciones que se dirijan a personas físicas, no va a haber problema, ya que el miedo está en una prohibición de compra de productos rusos, lo que dejaría a Alemania sin suministro de gas. Éste es el principal motivo por el que todo el mundo cree que Putin puede hacer lo que quiera que nadie se lo va a impedir, porque nos tiene agarrados por el gas.
 
Por otro lado, el punto positivo de la sesión en estos momentos es una buena estructura en el mercado secundario de deuda, con subidas de tipos en la deuda segura, y bajadas en la periferia.
 
Los primeros pasos de la sesión nos trajeron ligeras bajadas en todos los índices, pero poco a poco nos estamos recuperando y ya estamos todos en positivo gracias a noticias puntuales de valores importantes.

Para comenzar, Alemania es la más favorecida por un súper sector de automoción y recambios que es el mejor del día gracias a una fuerte subida superior al 5% de BMW al hablar de las perspectivas que tiene para este año, siendo lo más destacable la confianza con la que los presentan, algo que a los inversores les está costando mucho, al ver que las buenas cifras esperadas para este año se centran en un aumento de producción tanto en China como en Estados Unidos, movimientos vitales para conseguir este nuevo récord de ventas que quieren alcanzar en 2014.

Por otro lado, tenemos el súper sector minorista que está animado +0,44% por la española Inditex y sus buenos resultados junto con un aumento de dividendo que está haciendo que suba más del 3.5%, acercándose otra vez a la media de 200 sesiones que perdió en la segunda mitad del mes pasado. Hay que decir que el mercado no ha reaccionado excesivamente a favor porque el acumulación distribución no se está moviendo de madera exagerada, ya que fue la sesión de ayer donde tuvo un repunte bastante importante.

Por otro lado, el súper sector de servicios financieros está subiendo +0.41%.

Seguimos teniendo súper sectores en negativo, como por ejemplo el de recursos básicos que desciende -0.37% y todos los ojos están puestos en la evolución de la burbuja inmobiliaria de China ya que poco a poco empiezan a aparecer puntos aquí y allá que hablan de la mala situación del sector, como un aumento muy significativo de la cantidad de casas sin vender que empieza a crear un diferencial muy importante entre la velocidad de construcción y la velocidad de venta.

En relación con lo anterior, la construcción y materiales también está descendiendo -0.34%.

En el mercado de divisas, no hay movimientos excesivos, a la espera de lo que tenga que decir la Reserva Federal, así que estamos planos en el eurodólar y el movimiento más fuerte lo tiene el eurolibra que está cayendo -0.34% y amenaza con dejar un envolvente bajista en los máximos de este mes gracias a un trato de desempleo mejor de lo esperado en Reino Unido.