Entendemos que el mercado viene pendiente de lo que haga el BCE. Estamos todos muy negativos. Todo el mundo está pendiente de las resistencias que están mucho más arriba. Los mercados siguen muy laterales y muy complicados. Tiene pinta de que los bancos centrales lo van a complicar mucho más.
 
La verdad es que no creemos que Draghi vaya a hacer nada. Entendemos que van a esperar hasta diciembre. Ahí está la posibilidad de que la Fed suba tipos. Veremos a ver qué mensaje da. Si es más dovish veremos cómo lo interpreta el mercado. Si lanza el mercado muy hawkish se puede dar esa rotación con subida de las acciones financieras.

Parece que cada vez más se aclara mucho la situación con las elecciones de Estados Unidos. El mercado se ha posicionado con una derrota de Trump.

Declaraciones a Radio Intereconomía