La rebaja de calificación de Moody´s puede tomarse desde un punto de vista positivo porque "ha resaltado la idoneidad de las medidas llevadas a cabo por el sector financiero".
Las bolsas han amanecido hoy con tendencia mixta. La situación es la misma que la que llevamos viendo hace unas semanas: extrema volatilidad con bandazos que no tiene ningún sentido. Sólo hay una diferencia: la prima de riesgo está por encima de los 500 puntos. Draghi ha dicho que ahí está la resistencia y estamos en niveles de intervención. “De ahí tenemos que el rebote haya sido efímero”, explica en Radio Intereconomia Diego Jiménez Albarracín, de Deutsche Bank.,

También está Grecia. El motivo principal de las caídas de las bolsas en el mundo es la incertidumbre en torno al país heleno y hoy tenemos una ligera esperanza porque los últimos sondeos muestran que aumenta el apoyo a los partidos tradicionales, lo que pdoría dar la esperanza a un gobierno de conciliación que devolviera la cordura a la negociación griega.

Sin duda se pueden sacar cosas positivas de la rebaja de rating de Moody´s sobre el sector financiero. Lo que ha sentado bien ha sido que habla de la idoneidad de las medidas para dar más transparencia al sistema financiero español a costa de debilitar los balances.  Lo que podría inyectar algo más de optimismo.