El Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid aprobó hoy definitivamente el nuevo Plan de Vivienda 2009-2012, la normativa que regirá las políticas del Ejecutivo regional en esta materia durante los próximos años y que, entre otras cosas, establece una rebaja en trasteros y plazas de garajes que supondrá una bajada del 7% sobre el precio total de los pisos protegidos y amplía el acceso a una vivienda en alquiler con opción a compra a todos los ciudadanos, ya que hasta el momento sólo podían optar los menores de 35 años.