Look & Find ampliará las subastas de inmuebles a toda su red nacional de oficinas a lo largo del mes de marzo, después de que los primeros 'ensayos' realizados en Madrid constatarán su utilidad para "agilizar" las ventas en plena crisis financiera. La primera experiencia en esta línea de comercialización se realizó en el mes de febrero en la capital española y resultó un "éxito", tanto que ha llevado a la compañía a considerar esta opción como la "idónea" para el momento actual.
En un comunicado, la red inmobiliaria explica que la subasta es un canal directo para conocer la valoración que los interesados tienen de un inmueble y ver si encaja con las expectativas del vendedor.

Las subastas serán organizadas por las oficinas de Look & Find que, tras ofrecer a los propietarios esta nueva línea de comercialización, establecerán las condiciones de la subasta.

Cada uno de los interesados podrá depositar su puja, en sobre cerrado, en una urna instalada a tal efecto en las oficinas. A la finalización del período establecido para realizar las pujas se procederá a la apertura de la urna y a la comprobación de las mismas, adjudicándose el inmueble al interesado que haya realizado la mayor oferta, siempre que no sea inferior al precio mínimo aceptado por el vendedor.

Para dar a conocer los inmuebles subastados, las oficinas de Look & Find organizarán jornadas de puertas abiertas en las viviendas que se van a subastar para que todos los interesados puedan visitarlas.