Lo más correcto para Grecia sería, según Damian Querol, director de análisis de Banco Gallego, ampliar el plazo de pago y prestar más dinero.
Nuestra perspectiva para la inflación, ha señalado Damian Querol, de Banco Gallego en declaraciones a Radio Intereconomía es que en junio y julio tocaremos el máximo. Hay menos presiones en la inflación europea. La inflación subyacente se mantiene en el mismo nivel lo que añade presión, ya que para una economía que no crece supone un verdadero problema una inflación tan viva.
 
En cuanto a Grecia lo más correcto sería darles más préstamos, que de hecho es probable que no lleguen a pagar del todo y además esperamos que se amplíen los plazos para devolver esos préstamos. En cuanto a la quita, lo bueno es que los rumores ya han puesto en pecio esa posible situación, señala Querol. Alemania además tiene elecciones por lo que está presionando a los países periféricos, ya que es el principal acreedor de los países periféricos.
 
El plan de rescate europeo podría dar estabilidad a corto plazo y es cierto que se está poniendo todo para que los diferenciales se mantengan controlados a pesar de que Portugal o Grecia epresentan unos diferenciales de deuda casi insostenibles, señala el experto.
 
Por otro lado lo bueno es que hay oportunidades a corto como Telefónica o algunos bonos corporativos.
 
Nuestra perspectiva sobre China es que el propio gobierno está desacelerando el proceso de crecimiento de la economía. Pero tras frenar las tensiones inflacionistas, en el segundo semestre China podría volver a presentar un acelerón por lo que es una clara oportunidad de compra en retrocesos, señala el experto.