“España e Italia necesitaban que sus costes de financiación se redujeran y lo han conseguido, no obstante, no se puede decir que se hayan solucionado todos los problemas”.

Según Alexis Ortega, “las estructuras que tenemos en la Europa del sur deben ser reformadas para asemejarlas a lo que funciona en el norte de Europa. La prima de riesgo y las tensiones, nosotros las vemos como un problema, y Alemania, como la palanca para obligarnos a tomar medidas”.

Además, “el euro tiene tendencia a subir debido a la Europa del norte, y nosotros tenemos que hacer esfuerzos para ser competitivos y apoyar al euro”.

Y, aunque, “tenemos un problema bancario, nuestro gran problema es hacernos competitivos y establecer estrategias para estar acordes con Europa del norte. Estas medidas serán las que hagan que salgamos de esta situación”.

También estamos teniendo una constatación de que no hemos salido de la crisis porque “los datos macro de EEUU también muestran desaceleración desde hace meses”.

The New York Times cifraba en 9.000 millones las pérdidas de JP Morgan por operaciones fallidas en derivados. Ahora se habla de que esas pérdidas estarían comprendidas entre los 3.000 y 4.000 millones. Ortega avisa de que “estas pérdidas podrían ser mayores de las que se dice. Además, julio y agosto son tradicionalmente meses de crisis bancaria y, por aquí podría venir algún problema agravado en estos meses”.


Declaraciones a Radio Intereconomía