El grupo constructor y de servicios FCC ingresaría en torno a 2.000 millones de dólares en los próximos 20 años con su nuevo contrato de la gestión del mobiliario urbano de Nueva York.
Un portavoz de FCC no quiso confirmar esta cifra: "Son estimaciones del períodico, porque es muy difícil hacer previsiones a 20 años vista, todo dependerá de la marcha del negocio de la publicidad en este periodo", dijo. El contrato adjudicado por el Ayuntamiento de Nueva York a CEMUSA, la filial de FCC especializada en la gestión publicitaria de mobiliario urbano, prevé la instalación de quioscos de prensa, paradas de autobuses y sanitarios públicos automáticos.