Entre el grupo de inversores más críticos con las políticas expansivas de los bancos centrales destaca el conocido Marc Faber. El polémico experto considera que estas medidas expansivas han creado inmensas burbujas en los mercados financieros y por eso llevan años esperando una explosión.

 
Marc Faber acaba de hablar con la CNBC  no solo para apoyar a Donald Trump en su campaña a la presidencia, sino para volver a explicar los peligros de las medidas de las autoridades monetarias de los países desarrollados.

Esta vez ha dicho que “los bancos centrales no están interesados en poner en marcho algo que funcione, sino que solo les interesa su propio prestigio. Y ellos se han metido tan de lleno en unas políticas que no funcionan. Es más, ellos van a seguir aumentando esta medicina”.

Expansión del balance de la FED y S&P

expansión balance y sp


Fuente: Raymond James

En su intervención el experto también ha dicho que “eventualmente ellos acabarán comprando todos los bonos de los estados, todos los bonos de las empresas y todas las acciones que queden el mercado. Y después de que el mercado inmobiliario se venga abajo terminarán comprando todas las casas y al final el gobierno lo poseerá todo”. En su opinión, los bancos centrales han iniciado el camino hacia el socialismo.

“Puedo ver que llegue un momento en el que el gobierno controle todas las empresas y los bonos de los estados, con lo que volveremos al socialismo, a una economía planificada”.

Los comentarios se producen justo unos días después de que el BCE anunciara una expansión de su QE hasta 80.000 millones de euros mensuales. Además, el organismo explicó que a partir del 1 de abril comenzaría a comprar bonos de firmas no financieras.
Por otro lado, la Reserva Federal se reúne mañana y el miércoles, con el objetivo de revisar su política monetaria, aunque pocos expertos esperan un incremento de los tipos de interés.

Faber insiste en los problemas que este tipo de medidas infringe a los mercados: "el gobierno en mi opinión –dice- y sus agentes en la Reserva Federal y otros bancos centrales y el departamento del tesoro no van a hacer nada para que caigan los precios de los activos”.

El experto considera que “si cae el mercado, estoy convencido de que los bancos centrales comprarían renta variable. Todos ellos” y recuerda que Hong Kong ya lo hizo durante la crisis asiática a finales de 1990.

QUIZÁ LE INTERESE LEER:
”Estas son las empresas del Ibex que más se podrían aprovechar de las compras de deuda del BCE”