El EBITDA se sitúa un 2% por encima de nuestras estimaciones y las del mercado, con un crecimiento en términos homogéneos de +11% gracias al buen comportamiento del negocio liberalizado, y la estabilidad del negocio regulado, así como por la consolidación de EGPE (+75 mln eur).

El beneficio neto por encima del consenso (más en línea con R4e), muestra una mejora en términos homogéneos de +27% gracias a la mejora operativa y a las menores provisiones por reestructuración de plantilla.

El aumento de las inversiones, la adquisición de EGPE y la consolidación de su deuda, así como el pago del dividendo ordinario, no han permitido reducir la deuda neta pese a la excelente generación de caja. Pese a ello el ratio DN/EBITDA se mantiene en 1,4x.La compañía reitera sus objetivos para los próximos años y propone un incremento del dividendo del +30% hasta 1,333 eur/acc con cargo a 2016 (en línea con nuestras estimaciones).