El precio medio de los automóviles de ocasión se situó en 12.000 euros durante el pasado mes de mayo, lo que supone un descenso del 10,3% respecto al mismo mes de 2008, mientras que en los cinco primeros meses la bajada acumulada es del 12,3%, según un informe de AutoScout24. El informe pone de manifiesto una "ligera desaceleración" en la caída del importe medio de los automóviles usados, después de que en el primer trimestre del año se registrara una disminución histórica del casi el 16%.
Según AutoScout24, el dato puede interpretarse como síntoma de la "leve recuperación" que el mercado de seminuevos comienza a registrar a raíz de la puesta en marcha del Plan 2000E de ayudas directas a la compra, que contempla un incentivo de 500 euros para la compra de un coche de hasta cinco años de antigüedad, a cambio de achatarrar otro con un mínimo de doce años.

El estudio recuerda que, según las previsiones de la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor (Ganvam), el mercado de automóviles usados bajará este año entre el 3% y el 5%, descenso muy inferior al previsto inicialmente.

La antigüedad de los automóviles de ocasión comercializados en mayo se redujo en seis meses, hasta los cinco años de edad. Por contra, el kilometraje aumentó un 5,3%, con 73.000 kilómetros recorridos.

La tendencia a la adquisición de coches nuevos más pequeños y con menores motores no ha llegado por el momento al sector del vehículo de ocasión, dado que la cilindrada media de los coches usados aumentó un 3% en mayo, si bien la potencia media disminuyó un 0,5%, con 125,8 caballos.

Por último, el 56% de los coches de segunda mano comercializados en mayo eran diésel. Dentro de la oferta total de automóviles usados, el 69% corresponde a vehículos de gasóleo, frente a un 31% para los de gasolina.