Jornada complicada para la renta variable estadounidense después de que ayer “saltara la liebre” con el no republicano al plan de rescate financiero de Bush. Los demócratas insisten ahora en que no someterán la propuesta a una votación a menos que los republicanos la apoyen. Un no republicano que podría tratarse de un golpe de efecto de los republicanos, ya que no hay que olvidar que Estados Unidos está en campaña electoral. Tal y como comenta, Diego Escribano, director de Asesoramiento Financiero de Fortis Banca Privada “los republicanos se tienen que desmarcar de Bush y para demostrar que no todo va a ir a costa de impuestos sino que se va refinanciar a través de otros métodos”.
Pero a Estados Unidos se le agota el tiempo y es que, hoy se disuelven las cámaras y el plan de rescate financiero de Bush sigue estando sobre la mesa. “Hay que aprobar el plan cuanto antes”, comenta este experto financiero que añade “el discurso de Bush ha ido en este sentido, ha puesto toda la carne en el asador y ha echado un órdago al Congreso (…), el plan se tienen que aprobar si o si”, comenta Escribano. Y, ¿qué pasaría si al final no saliera adelante?, “pues nos encontraríamos –comenta el experto de Fortis Banca Privada- ante un escenario muy feo, ya que nos jugamos algo más que un trimestre malo. Nos jugamos una recesión, casi depresión, sino llegan medidas de contención duras”. Y es que, asegura Diego Escribano “este plan hay que hacerlo, si o si. Estamos cogidos por el tiempo”. Y en mitad de la tormenta, WaMu se declara en quiebra y sus acciones comienzan el día con una caída espectacular del 90%. “WaMu es una parte más del dominó que marca la urgencia de adoptar medidas”, comenta Escribano que añade “porque hoy estamos hablando de Washington Mutual pero mañana podemos estar hablando de cualquier otro banco”. En este panorama, las recomendaciones de este experto, y bajo la premisa de que “el plan será aprobado”, pasan por “mantenerse cautos a pesar de que habrá un repunte del mercado que dará estabilidad. Habrá que ver –dice- si después hay solidez”. Y es que, “esto no es un efecto en uve, de recuperación de mercado, esto tendrá que arreglarse en por lo menos dos años”. En cuanto a sectores, el experto de Fortis Banca Privada se muestra positivo en “compañías relacionadas con el petróleo, que sigue estando por encima del nivel de los 90-100 dólares, y en compañías relacionadas con el consumo, como Johnson&Johnson o McDonald’s”. Además, Escribano da otro nombre propio “la farmacéutica CVS que ha hecho una adquisición en la parte oeste de Estados Unidos”. En cuanto al sector financiero “estaremos muy prudentes, porque con independencia de que aprueben el plan y de que los bancos suban con fuerza, nosotros no apostamos por la especulación del día a día sino por fundamentales de más largo plazo”.