El patrimonio de los fondos de inversión españoles se redujo el 7,5% entre enero y junio, hasta situarse en 122.494 millones de euros, la cifra más baja desde diciembre de 1997, la fecha más antigua desde la que el Banco de España hace públicas estas estadísticas.
Según los datos provisionales publicados hoy por el organismo regulador, las cifras de junio consolidan la tendencia a la baja que se inició en abril, tras mantenerse estable en febrero y marzo el volumen gestionado por fondos de inversión.

Además, la estadística refleja que se ha producido un descenso de 3.555 millones de euros respecto a mayo, lo que confirma la desaceleración del patrimonio de estos productos de ahorro e inversión, que han experimentado recortes por encima de los 340 millones desde principios de 2010.

Aunque el porcentaje interanual de participaciones en fondos de inversión se redujo en junio el 7,5%, esta cifra no ha dejado de sufrir recortes y ha llegado a alcanzar tasas cercanas al 28% en 2008 y del 23% en 2009.

Por categorías, los depósitos de las familias en fondos de renta fija disminuyeron en junio el 16,8% en tasa interanual, mientras que el resto de categorías creció el 3,6%.

La preferencia por productos conservadores y nada sofisticados se aprecia también en los saldos de los depósitos a la vista de las familias -que incluyen cuentas corrientes y de ahorro-, que crecieron un 5,3% desde junio de 2009.