Pocos operadores en el mercado siguen con el euro tan optimistas como la propia divisa. De hecho, son muchas las voces que adelantan que el recorte del euro tiene que llegar más pronto que tarde pues, niveles como los actuales, no son sostenibles para la economía de la Eurozona. Entre tanto, el euro cotiza en los 1.3907 dólares.

Si uno piensa que la evolución de dos divisas es el reflejo de las economías de sus respectivos países, seguramente no entiendan por qué el euro cotiza en 1.3907 dólares. Estados Unidos ha demostrado un crecimiento económico que en Europa todavía queda lejos. De hecho, a pesar de que las predicciones de muchos bancos pronosticaban una caída del euro debido a la perspectiva de una política monetaria más flexible, lo cierto es que el euro ha resultado ser la divisa más robusta.

Y es ahí, en los bancos centrales, donde está la clave. Precisamente a eso alude Manuel Domínguez, experto en divisas de Interdin.com cuando habla de que el mercado de divisas “y dado el papel determinante de los bancos centrales, es menos eficiente que otros mercados y esto se traduce en mayores asimetrías en la información y patrones más nítidos con lo que descuenta el precio”. Ayer el mandatario del organismo europeo decidió mantener el tipo de interés en el 0.25% a pesar de que eran muchas las voces que alertaban de que sería necesario recortar más aún el precio del dinero para respaldar el crecimiento de la Zona Euro.

Después del retroceso del año a la zona de 1,35 los bajistas tienen poca fuerza y salvo fuerte liquidación de posiciones o aumento de volatilidad el Euro seguirá apreciándose. “Recordamos como hemos comentando en multitud de ocasiones, que la baja volatilidad EURUSD favorece a la moneda única y por el momento todos los promedios de medio y largo plazo encuentran la resistencia en 100 puntos de rango máximo diario”.

Pues dicho y hecho. El euro ha escalado a niveles de octubre de 2011, en los 1.3907 dólares.

Evolución euro-dolar