En el contexto de elevada volatilidad en el que se encuentran las bolsas apostamos por la cautela, teniendo en cuenta que hay mucha inestabilidad y que quizás las subidas recientes no se puedan mantener. Para 2007 apostamos por los grandes valores del sector financiero, telecomunicaciones y de seguros.
A pesar de la festividad, hay que recordar que las bolsas no lo están haciendo mal en un contexto de elevada volatilidad. Tenemos que atender a tres factores principalmente: -- La evolución de los inventarios de crudo. Esperamos una caída de 900.000 barriles y apostamos porque suban a niveles de 63-65 dólares, incluso no descartaríamos los 68 dólares. Esperamos un recorte de la OPEP, un ajuste de inventarios motivado por las bajas temperaturas y el descenso del dólar que estaría apuntalando los precios del crudo. -- El discurso del BCE, estar pendientes no tanto a la propia subida como al discurso posterior en el que hay incertidumbre sobre qué margen hay para seguir subiendo los tipos. -- Los datos de empleo en EEUU, de los que hay mucha disparidad en las posiciones.