La comisaria europea de Sociedad de la Información, Viviane Reding, pidió hoy que los consumidores puedan cambiar de operador de telefonía, tanto móvil como fija, en un solo día, una operación que actualmente puede llevar semanas en algunos estados de la Unión Europea (UE). Hoy en día los ciudadanos de los 27 países de la Unión tienen derecho a cambiar de operador (de línea móvil o fija) conservando su número, aunque por el momento no pueden aspirar a resolver la operación en un solo día, indicó Reding en un vídeo publicado hoy en su página web. La comisaria recordó que muchos usuarios deben esperar entre dos y tres semanas, lo que "reduce el impacto de este importante derecho de competencia y elección de los consumidores", apuntó.
Según datos de la Comisión Europea (CE), el cambio de operador en la UE tarda de media 8,5 días en el caso de los números fijos, y 7,5 en el caso de los móviles.

Malta e Irlanda son los únicos países que actualmente cumplirían la petición de la CE en cuanto a cambio de operador de un número móvil en un solo día, mientras que Polonia es el estado miembro donde más tiempo lleva esa operación (38 días de media).

En el caso de las líneas móviles, Polonia es de nuevo el país donde más se tarda en cambiar de operador (23 días de media) y Bélgica donde menos (dos días).

En España, el plazo medio para cambiar tanto de operador móvil como de línea fija es de cinco días.

En su mensaje, Reding solicitó además a las instituciones comunitarias que sean "ambiciosas" en las negociaciones de la reforma de la legislación del sector de las telecomunicaciones, que esta semana entran en una fase decisiva antes de que el Parlamento Europeo vote en segunda lectura el texto en abril.

Según la Comisión, esas nuevas normas reforzarán la competencia y los derechos de los consumidores en servicios como la telefonía móvil y la conexión a internet.

La comisaria destacó que el derecho de los usuarios a cambiar de operador "ejerce presión" en las compañías de telecomunicaciones para que ofrezcan los "contratos más competitivos y puedan tanto encontrar nuevos clientes como conservar los que ya tienen".

En función de los datos de la CE, cerca de 24 millones de números fijos y 60,2 millones de móviles ya han cambiado de operador en la UE gracias a la normativa comunitaria.

No obstante, Reding señaló que en algunos países de la Unión aún lleva demasiado tiempo el cambio de proveedor, una situación que, a su juicio, es "intolerable" ya que distorsiona la competencia entre operadores en el mercado único europeo.

La norma para que todos los consumidores europeos puedan cambiar de operador en un día fue propuesta por la CE en noviembre de 2007 y actualmente es discutida por el Parlamento Europeo y el Consejo de Ministros de la UE.