José Lizán, analista de Norkapp, considera que BME(-0,61%) “es una joya. Está en un sector consolidado y tarde o temprano podría darnos una sorpresa. Su sistema es bueno, sirve de referencia para otros reguladores de mercados, tiene una buena estructura de costes y está muy bien gestionada”. El experto de Norkapp apuesta por BME, aunque no a los actuales niveles. Para entrar “deberíamos esperar a los 41-42 euros”, matiza. Lizán se muestra menos optimista con el farolillo rojo de la jornada, Sogecable(-3,90%) “su negocio está estancado, al igual que el número de clientes porque en España no se consume televisión de pago y el fútbol es su principal negocio”, asegura. Sogecable ha anunciado acciones legales contra Mediapro, después de que su presidente, Jaume Roures, anunciara que ha adquirido los derechos para retransmitir todos los partidos de la liga de fútbol durante las temporadas 2009-2013. José Lizán se mantendría lejos de Sogecable, apostaría más por Prisa(-0,75%), aunque tampoco le gusta especialmente. Fuera del Ibex, Lizán también estaría lejos de Zardoya Otis(-8,16%), “porque muestra un PER40”. Goldman Sachs inició el jueves la cobertura de Zardoyis marcando un precio objetivo en 15 euros, frente a los 25,42 euros de cierre.