Beltrán de la Lastra, nuevo director de Inversiones de Bestinver, dice no ser ningún gestor “estrella” como sí se consideraba a su predecesor en el cargo, Francisco García Paramés. 

Aterrizó el pasado martes en la gestora de Acciona (desde Londres) con vocación largoplacista y anunciando cambios de compañías en las principales carteras, además de algunos fichajes: queda aún un gestor para completar el ‘tridente’ y varios analistas a incorporar en el equipo de renta variable española.

Beltrán de la Lastra ha llegado a Bestinver un mes antes de lo previsto después de 18 años como manager de Inversiones de la renta variable europea para JP Morgan. “Este es mi segundo trabajo. Nunca había cambiado antes”, nos dice durante una entrevista concedida en las oficinas de la gestora en Madrid. Y fue un cambio, aunque muy estudiado. “Lo teníamos todo hablado”, comenta, y tanto es así que unas horas más tarde de que se anunciara la salida por la puerta de atrás de García Paramés se conocía que él sería su sustituto.

Equipo gestor BESTINVER
Ricardo Cañete, responsable de RV nacional, y Beltrán de la Lastra, director de Inversiones de Bestinver
(FUENTE: Bestinver)
 
La presentación a los inversores de Bestinver ha sido mediante una carta que le costó escribir, según nos confiesa, y que deja una idea clara: la búsqueda de la gestión “prudente”. ¿Es un mensaje encubierto hacia su antecesor en el cargo? ¿Bestinver asumía demasiado riesgo en sus elecciones anteriormente? Nos dice que no, nada más lejos de la realidad… y de hecho dice estar de acuerdo con buena parte de las compañías que conforman las carteras. “Me hubiese preocupado mucho mirar la cartera y pensar que no había por donde cogerla”, reconoce cuando le preguntamos por su modelo de gestión.

A sus 43 años De la Lastra debe asumir el mando de una gestora que ha sufrido una sangría superior a los 1.650 millones de euros en flujos de capitales desde el pasado 23 de septiembre, según estimaciones realizadas por Morningstar. A él no le preocupa en exceso, nos dice, y ni tan siquiera ha dedicado tiempo a pensar en ello… ni se plantea una meta en la que conseguir revertir todo el capital que ha huido de Bestinver. Uno de los grandes inversores que ha sido parte significativa de esta desbandada es Morinvest, SICAV de la que es partícipe mayoritaria Alicia Koplowitz que retiró más de 17,2 millones de euros de Bestinver, según datos de cierre del tercer trimestre publicados en la CNMV. “Tengo intención de reunirme con todo tipo de clientes y no sólo con los más grandes”, eso sí, aclara De la Lastra: “puedo ser cualquier cosa menos un vendedor”.


Cambios en las carteras
La rentabilidad no está siendo el fuerte de las carteras gestionadas por Bestinver, caso del fondo de renta variable nacional que acumula una caída del punto porcentual en el acumulado del año, o de uno de sus buques insignia, el Bestinfond, que retrocede por encima de su Benchmark, hasta el -2,3% este ejercicio. Y este factor sumado al cambio al completo del equipo de gestores (recordamos que Álvaro Guzmán y Fernardo Bernard se marcharán junto a García Paramés en el mes de diciembre) ha generado cierta preocupación entre sus inversores.

¿Habrá cambio de modelo de gestión? Beltrán de la Lastra dice estar conforme con una “gran mayoría de los nombres” que se encuentran en las carteras, aunque sí se va a notar el cambio de timón. Modificará ponderaciones de algunas compañías y aprovechará para comprar otras. ¿Cuáles? Se muestra decidido a “aprovechar” la ocasión para adquirir valores que “se han puesto a precio de derribo” y son precisamente aquellos que han sido objeto de ventas masivas por brókeres ávidos de posiciones bajistas a colación de la salida de Paramés. “Tengo liquidez suficiente en la cartera” para hacerlo, reconoce, hablando del Bestinver Bolsa, a día de hoy con más cash en cartera para actuar que el que tenía el pasado 23 de septiembre.

Y es que fue una auténtica barrida de cortos, pero ¿no se debería haber avisado antes tanto a inversores como a las pequeñas compañías que han sido, en definitiva, las más perjudicadas? “Absolutamente”, confiesa De la Lastra, que se compromete a llevar a cabo una política de comunicación activa con estos los responsables de estos valores.


Ricardo Cañete, su mano derecha
“Hemos dado en el clavo con él”, nos dice, sin apenas casi haber preguntado. “Tiene una manera de pensar en las inversiones muy sensata” y no sorprende pues Cañete está considerado uno de los mejores gestores de renta variable nacional, antes al frente de Mutuactivos, la gestora de la Mutua Madrileña. A diferencia de las carteras de Bestinver, el Mutuafondo España acumula una rentabilidad del 4% en el año.

Pero aún faltan incorporaciones. Al parecer las ofertas de candidatos dispuestos a ocupar los cargos ostentados por Bernard y Guzmán (‘cansados’ ya de verlos en la prensa, le digo… a lo que él suscribe la expresión) han sido cuantiosas, aunque De la Lastra prefiere tomarse el cambio con suficiente tiempo. Ahora bien, ¿quién llegará? ¿Será un gestor nacional conocido y reconocido en su sector? ¿Será alguien de JP Morgan? “Es posible que sean gestores que conozca…mucho más de lo que conociera al gestor de renta variable ibérica”.

Y es que no es ese perfil el que estaría buscando, sino un gestor centrado en la bolsa europea. Sigue buscando un nuevo tridente al frente de Bestinver, al tiempo que dice buscar “varios analistas” para la parte de renta variable de Portugal y España.