A finales del mes de junio, la CEO de Yahoo!, Marissa Mayer dejó esperando a un grupo de inversores durante horas por una razón tan sencilla como inexplicable: se quedó dormida.
 La directiva que llegó de Google en 2012 para reactivar la compañía parece haberse contagiado del mismo mal que vive la empresa desde hace años y parece que la única pócima capaz de curar a la empresa de su narcolepsia está en China y se llama Alibaba. ¿Cómo invertir en la OPV de Alibaba?

Hubo un tiempo en que al hablar de Yahoo! a los inversores les llegaba a la mente de inmediato la imagen de una empresa líder en el segmento de internet. La empresa fue una de las pioneras en el negocio de los buscadores y tomó la delantera a la propia Google que nació unos cuatro años más tarde, en 2008. (Alibaba: La mayor OPV de la historia)

Comenzó a cotizar en la bolsa el 12 de abril de 1996, aunque su actividad había sido frenética en sus inicios. Se cuenta que aunque su dominio fue creado en enero de 1995 a finales del año anterior ya habían recibido un millón de clicks. (Alibaba podría valer 162.700 millones de dólares)

En la actualidad, Yahoo! es el tercer buscador más usado del mundo, por detrás de la compañía que preside Larry Page y por el motor de Microsoft, Bing.

Sin embargo, en la actualidad el verdadero caballo de batalla entre la compañía y sus rivales no se juega ahora tanto en el número de usuario de su motor de búsquedas, sino en la capacidad de la compañía para recaudar dinero vía venta de anuncios tanto en plataformas tradicionales, como móviles. Esas son, realmente, las cifras que los inversores están escrutando en los últimos años. En este terreno hay, sin duda, dos reyes que se disputan la primera posición: Google y Facebook y ahí Yahoo! navega sin rumbo.

Ventas de publicidad de internet


Sobre todo porque en los últimos años la compañía no ha sido capaz de hacerse con los servicios de un timonel que ponga rumbo sin vacilaciones. La historia de CEOs de Yahoo! es trepidante. Hasta 2009, el principal directivo de la compañía fue Jerry Yang.

Hay que recordar que el cofundador de Yahoo! dejó la compañía después de rechazar una oferta de compra de Microsoft que valoraba a la empresa en 44.600 millones de dólares. 6 años después la empresa no ha logrado alcanzar aún este valor.


Yang fue sustituido por Carol Bartz, que estaría algo menos de dos años. La directiva sería reemplazada por Roy Bostocks, que estuvo menos de un año, hasta 2011. Entre esa fecha y mediados de mayo pasaron dos consejeros delegados, Scott Thompson y Ross Levinsohn de forma interina. En julio de 2012 Yahoo! realizó el que se consideró uno de los fichajes estrellas del sector. La compañía se traía a una de las directivas estrellas del rival; Marissa Mayer.

Mayer fue nombrada presidente y CEO de Yahoo! Es decir, se le dio todo el poder que puede tener un directivo con un objetivo; reestructurar la empresa.


El negocio sigue igual de adormilado con Mayer, a pesar de que siguen viéndose algunos atisbos de actividad en la empresa, que en los últimos meses ya se ha puesto en marcha y ha invertido en otros negocios como la compra de Tumblr este mismo año por unos 1.100 millones de dólares. Su mayor adquisición en la historia.

Sin embargo, Mayer ha ganado una batalla como el CID, con su sola presencia. Desde que llegó a la compañía en julio de 2012 ha conseguido más que duplicar el valor de las acciones en bolsa. Cuando apareció en la sede californiana de Yahoo! los títulos de la compañía rondaban los 15 dólares y en estos momentos cotizan en torno a los 35 dólares. Lejos, no obstante de los 118,75 que alcanzó en enero del año 2000, en pleno pico de la burbuja puntocom.

Los expertos señalan que e en las próximas semanas Yahoo! se encontrará con una oportunidad de oro para dar un nuevo volantazo a su negocio. Alibaba recibirá 8.000 millones de dólares con la venta de 123 millones de acciones en su OPV.

La cuestión ahora para los expertos es qué va a hacer ahora Marissa Mayer con ese dinero. La clave para sacar a la bella Yahoo! del profundo sueño en el que sigue sumida es hacer compras y entrar en los negocios de móvil, vídeo y de redes sociales.

Pero todos van más allá. Utilizará Mayer el dinero para seguir retribuyendo a unos accionistas que siguen poniendo la mano a la espera de que Yahoo! se desperece o, como todos esperan, ¿realizará compras?

Por el momento ya hay apuestas y hay gente que señala dos objetivos muy claros: AOL y Pinterest, que podría estar valorada en unos 5.000 millones de dólares, según la última ronda de financiación.

Si quiere leer la versión completa del artículo, regístrese.