El presidente de Toyota Motor Corp., Akio Toyoda, anunció este miércoles que la empresa más grande de Japón disminuirá su beneficio anual por primera vez en cinco años.

El ingreso neto probablemente caerá un 35% hasta 1,5 billones de yenes (unos 13.800 millones de dólares) durante el año fiscal en curso. Una caída considerable, si tenemos en cuenta que los analistas estimaban un beneficio 2,9 millones de yenes.

Toyoda dijo a la prensa en Tokio que "los resultados financieros de los últimos tres años han sido ayudados por un viento de cola de los ratios de cambio de yen, que ha aumentado las ganancias por encima de nuestras verdaderas capacidades". "Ahora, lo que realmente es evidente es que el viento de cola se ha ido".  En lo que va de año la moneda nipona ha subido un 10% frente al yen, deteriorando las ventas de Toyota fuera de Japón. 

En el gráfico diario de Toyota, cortesía del bróker ActivTrades, pueden comprobar la reacción de los inversores tras las declaraciones del presidente de la compañía, penalizaron sus  acciones con un retroceso del 4,30% que situaron los títulos en mínimos anuales y en su nivel más bajo desde enero de 2013.


   
Las acciones de Toyota mantienen una clara tendencia bajista desde que marcó máximos históricos el 23 de marzo de 2015 en 145,22 dólares. Aunque desde principios de febrero se mantienen cotizando de forma lateral entre 109,25 y 98 dólares.  
Estrategias de Inversión


Desde el punto de vista técnico, no va ocurrir nada relevante en las acciones de la compañía mientras que no rompa el rango lateral en alguna dirección. Si acaba superando la resistencia de los 109,25, confirmaría un patrón de precios de cambio de tendencia en forma de doble suelo.

En esta zona también se encuentra el nivel de retroceso 23,60% Fibonacci trazado desde los máximos históricos de 2015 hasta los mínimos más recientes. La ruptura dejaría un primer objetivo de precios hasta la resistencia situada en 113,20, un poco más arriba, en la franja de los 116 dólares, está el segundo objetivo, en esa zona se encuentra una resistencia semanal de largo plazo y siguiente nivel de Fibonacci.

Si finalmente perfora el soporte situado en 98 dólares, la tendencia bajista de largo plazo se reanudará y confirmaría que el rango lateral que estamos viendo es un movimiento de consolidación  o continuación bajista. La ruptura dejaría un posible objetivo de precios hasta soporte situado en 94 dólares, el siguiente soporte está en la zona de los 92, mientras que el tercer soporte situado en 86,80 dólares por acción.