El experto y columinsta de Bloomberg es uno de los que consideran que hay riesgos de que las bolsas estadounidenses estén dejando atrás el actual mercado alcista para entrar en una nueva fase bajista.

Lo hace después de que las bolsas de que las bolsas estadounidenses sufrieran el pasado martes una de las mayores caídas en los últimos meses. Unos descensos que han venido acompañados de un alza en la volatilidad. Es más, Barry Ritholtz señalan que en diez de las doce últimas sesiones el Dow Jones ha experimentado movimientos de más de 100 puntos, por ejemplo. (Ver artículo)

En su opinión, los actuales mercados se enfrentan a una gran cantidad de retos. Señalan sobre todo, a que el alza del dólar va a pasar factura a las ventas y los beneficios de las compañías. “El fin del QE, la rebaja de la previsión de crecimiento global… Estoy poco seguro de si estos titulares son razones y no excusas”, apunta el experto.
En su lugar Ritholz cree que hay otras razones que justificarían el fin del mercado alcista.

1- La actual fase tiene más de 5 años y media de duración
2- El S&P 500 no ha experimentado un pullback desde octubre de 2011
3- El Russell 2000 ha caído por debajo de su media móvil de 200 sesiones por primera vez desde noviembre de 2012.
4- Casi la mitad de las acciones del Nasdaq están más de un 20% por debajo de su máximo de un año, lo que implicaría que están por debajo del mercado bajista.
5- Los mercados de Estados Unidos están un 3% por debajo de sus máximos históricos.


¿Qué significa esto para los mercados en los próximos meses? Se pregunta el experto en la columna.

Para ver si el mercado alcista está agotado, el columnista sugiere mirar la amplitud. “Los mercados sanos son amplios y participan tanto las pequeñas, como las medianas y las compañías de gran capitalización. El amplio mercado que vimos el año pasado se ha reducido”. En su opinión esto es un síntoma de que el mercado bajista está un poco cansado y podría estar a punto de entrar en su recta final.

Al igual que otros expertos, Ritholz asegura que la OPV de Alibaba, que elevó su capitalización por encima de los 200.000 millones de dólares y ahora vale más, incluso, que Facebook marca un tope en la bolsa. Un síntoma, en su opinión de burbuja.

Los mercados, además, están a punto de ver reducida la aportación de liquidez por parte de la Reserva Federal, que finalizará los últimos coletazos el próximo mes. Explica el analista.

Lo que parece un mercado alcista fuerte en la superficie con débiles fundamentales puede fácilmente provocar una corrección del 10%. Las correcciones que parecen el principio de algo horrible se pueden exterminar por ellos mismos”, apunta.

“Lo que me sorprende est toda la angustia que ha provocado la caída desde máximos históricos. El S&P 500 tocó máximos en 2.019.26 puntos y ayer cerró algo menos de 100 puntos por debajo, apenas un 4,2%”, asegura. Y esto para los traders supuso una gran ansiedad.

S&P 500 cinco años

S&P 500


“En cualquier caso, explica, sugeriría que los inversores con un horizonte a más largo plazo contextualicen esto. Las tórridas ganancias del año pasado fueron demasiadas y muy rápidas. La ganancia de un 30% en el S&P 500 fue muy atractiva, aunque la cifra importante estuvo en los índices de pequeña capitalización. El Russell 2000 subió un 27%, mientras que el Russell Growth Index avanzó un 42% y esto parecen las ganancias de varios años, no solo de uno”.
“Creo que 2014 va a ser un año de consolidación y digestión ya que las bolsas en 2014 superaron tanto el crecimiento económico como los resultados”, concluye el analista.

Si quieres recibir alertas cuando estos índices cambien de ciclo bursátil, pinche aquí.