El 2016 ha comenzado de la peor forma para el Ibex 35. Nuestro selectivo acumula una caída de más de un 5% en los pocos días que llevamos de ejercicio. Este descenso porcentual se ha traducido en pérdidas de 28.395 millones. Además, las ventas han dejado en los huesos la capitalización de las acciones más pequeñas, aunque han sido los blue chips los que más dinero han perdido.
 
Si el 2015 ya fue un año malo para el Ibex 35 (fue el peor parqué europeo al perder un 7%), este 2016 ha comenzado aún pero. De hecho, en tan sólo las cuatro sesiones que hemos avanzado, el Ibex 35 ha retrocedido casi tanto como en todo el ejercicio pasado.
Traduciendo estas caídas porcentuales a dinero, nos encontramos con que nuestro mercado ha visto cómo se escapaban por la puerta grande más de 28.395 millones.  

ibex


Teniendo en cuenta que ni un sólo valor se ha salvado de la quema en esta semana, las acciones que más dinero han perdido han sido, evidentemente, los blue chips. A finales de 2015 capitalizaban entre los seis 289.439 millones y a cierre de ayer ya habían perdido cerca de 16.728 millones Pero, ¿a quién le han sangrado más?

BLUE CHIPS PERDIDAS

 
INDITEX
Sí, el blue chip que mejor comportamiento tuvo en el 2015, ha sido el que más ha perdido en el comienzo del nuevo ejercicio, y hablamos tanto de descensos porcentuales – pierde un 5%- como de dinero –pierde 5.049 millones-. Los expertos explican que esta fuga de capital que ha sufrido Inditex se debe sólo a la corriente bajista que ha arrasado todo el mercado, pues los fundamentales que presenta la empresa son muy positivos.
 
Sin embargo, esto sólo es una mancha en el inmaculado expediente de la textil, que no ha parado de subir desde que saliera a bolsa. De hecho, en el último año se ha convertido en la acción más valiosa de la bolsa española y ha aumentado su capitalización en casi 20.000 millones doce meses (sólo BBVA, Iberdrola y Santander valen más de lo que se ha encarecido Inditex).



BANCO SANTANDER
El que fuera el peor banco del Ibex 35 en 2015 –perdió un 35%-, continúa ostentando tan deshonroso puesto al perder en estos días un 9,10% ó, lo que es lo mismo 5.875 millones de euros.  El 2016 no apunta a ser un buen año para los bancos, cuyos márgenes están presionados por la política monetaria del BCE, pero parece que será aún peor para Santander por su exposición a Brasil. De hecho, no paramos de conocer malos datos macro de la economía carioca, el más reciente, la producción industrial, que descendió en noviembre al -2,4% frente al -0,95% que se esperaba.
 
Así, el castigo de Santander ha sido continuado y ha conllevado una pérdida acumulada desde finales de 2014 de 28.438 millones de euros, aunque esta astronómica cifra contiene el efecto de la elevada ampliación de capital que hizo a comienzos de 2015, no responde únicamente a las ventas. Si no, estaríamos hablando de que Santander ha perdido más de lo que valen el 88% de las acciones que han en el Ibex 35.
 

BBVA
Porcentualmente BBVA sufrió en 2015 la mitad de caída que Santander y en estos cuatro días del nuevo ejercicio se repite la fotografía, pues la entidad presidida por Francisco González cae un 4,8% ó 2.037 millones.
 
Comparando con el BBVA de cierre de 2014, observamos que BBVA vale 7.632 millones menos. Para que tomemos conciencia de lo que esto significa, en 12 meses BBVA ha perdido lo equivalente a lo que valen Acciona y Acerinox juntos.



TELEFÓNICA
La tercera compañía con mayor peso de nuestro mercado también ha visto cómo los inversores la han sometido a una dieta forzosa que le ha llevado a cotizar por debajo del doble dígito. En pocos días ha perdido casi un 4%, lo que traducido a euros se convierte en 2.025 millones.

Pero la “operación bikini” viene de atrás, pues el gráfico de Telefónica presenta una caída en picado desde los máximos de agosto. El balance del 2015 fue muy negativo: 13,16% de caída o casi 4.400 millones. Si sumamos esta cifra a los casi 2.025 millones que ha cedido en las últimas cuatro sesiones, nos encontramos con que Telefónica ha perdido casi una novena parte del valor que tenía a finales de 2014.

 
IBERDROLA
Y si la eléctrica pasó un 2015 bastante tranquilo dentro de lo que cabe, a comienzos de este nuevo año  las ventas le han acosado como a las demás. Aunque, tratándose del quinto valor que más pondera en el Ibex 35, la sangría en euros no ha sido tan elevada como en el resto de blue chips. La “dolorosa” en el caso de Iberdrola asciende a 596 millones.

Al menos, compensa con lo que se revalorizó en 2015, ejercicio en el que su capitalización mejoró un 17%, casi 5.800 millones de euros más.



 
REPSOL
Tal fue la debacle que sufrió la capitalización de la petrolera en bolsa en 2015 –perdió un 40% ó 6.850 millones de euros-, que este nuevo año lo ha iniciado desde muy atrás con respecto al resto de blue chips, por lo que pierde unos 1.146 millones.

Si lanzamos la vista más atrás, el susto es mucho mayor. Ahora la petrolera capitaliza 13.026 millones, cuando a finales de 2014 capitalizaba 21.000. En un año y cuatro días se han ido al garete 8.000 millones de euros, más de la mitad de lo que vale en bolsa a día de hoy. Y, de hecho, tenemos 16 valores en el Ibex que valen menos de lo que Repsol ha perdido en este tiempo.