Se esperaba que el precio de la OPV de la filial de renovables de Florentino Pérez se marcase en la parte baja del rango y así ha sido. Saeta llegará al parqué el próximo lunes a 10,45 euros por acción. 

Saeta se estrenará en Bolsa con una valoración cercana a los los 850 millones. Esto se traducirá en unos ingresos para ACS de unos 430 millones por este 51% del capital que se coloca en Bolsa, a los que se sumarán los procedentes de la venta de otro 24,4% al fondo estadounidense GIP.

Según apuntas fuentes de Expansión, habría tres razones fundamentales que justifican que las peticiones de compra de los inversores no hayan sido muy elevadas. Por un lado, se trata de un activo nuevo en Europa, una yieldco, que es más popular en Estados Unidos. Saeta se ha constituido con una cartera de activos formada por 16 parques eólicos ubicados en España, que suman una potencia de 539 megavatios (MW) y tres plantas termosolares de 150 MW.

Pero también influye el hecho de que sea un valor menos líquido. "Hay que buscar fondos más específicos de medianas empresas que conozcan el sector", añaden las mismas fuentes. Al haber menos demanda potencial, los inversores suelen presionar a la baja el precio.

A ello se suma la incertidumbre política de nuestro país. "Los inversores entran con una perspectiva a más largo plazo en este tipo de negocios tan regulados y temen que si se produce un cambio de Gobierno no se puedan salir a tiempo", han declarado fuentes próximas a la OPV a este diario.


DIVIDENDO
Saeta contará con uno de los mayores dividendos del mercado español, sino el que más. Ascenderá durante los dos próximos ejercicios a 57 millones de euros que, en base al precio fijado de 10,45 euros, su rentabilidad rondará el 6,7%. 

Acceda a todos los análisis de ACS